El alcalde de ERC que ha desertado del 1-O tenía mucho dinero que perder

Momento en el que Francisco García deja paso a la nueva alcaldesa, Maria Alba.

Momento en el que Francisco García deja paso a la nueva alcaldesa, Maria Alba.

El hasta ahora regidor de Ponts, en Lérida, se ha convertido en un traidor para los independentistas por no llevar hasta las últimas consecuencias su apoyo al 1-O. La pela es la pela.

El primer alcalde de ERC en dar la espantada antes de tener que colaborar con el referéndum ilegal se ha convertido en un botifler para el independentismo. En un vulgar traidor a la causa del 1 de octubre.

Por más que Francisco García Cañadas, hasta ahora regidor de Ponts (Lérida) haya explicado que su renuncia se debe a motivos relacionados con su "vida laboral y personal", ni para sus compañeros secesionistas cuela.

Desde el PDeCAT se han apresurado a vincularla a "motivos políticos", habida cuenta de que García ha dimitido antes de que el Ayuntamiento de Ponts anuncie si pondrá sus medios a disposición del referéndum ilegal o no.

El caso es que el hasta ahora alcalde de Ponts tenía algo que perder en todo esto, puesto que no era regidor con dedicación plena, sino que compatibilizaba el cargo con la dirección de la empresa Externa Soluciones Integrales.

Se trata de una compañía dedicada a la gestión y transporte de residuos de la que Francisco García Cañadas figura como propietario y administrador único desde 2015. Ésta tiene clientes en toda Cataluña. Clientes y dinero que por lo que se ve el hasta ahora alcalde no estaba dispuesto a perder.

Entretanto continúa la polémica después de que la Fiscalía haya citado a declarar a todos los alcaldes que han anunciado su adhesión al 1-O, con la amenaza de ordenar su detención si no acuden.

Aunque inicialmente la CUP adelantó que los suyos no irían, la presidenta de la Asociación de Municipios por la Independencia, Neus Lloveras, señaló este miércoles que todos deben ir a declarar porque "no tienen nada que esconder ni ningún inconveniente en explicar, donde sea, que estarán al lado del Parlament, del Govern y de la gente para hacer posible el voto".

"Todos vamos a una, todos iremos a declarar. Eso no quita que haya alcaldes que quieran ir voluntariamente y otros no vaya voluntariamente, pero todos iremos a declarar porque no hay nada que esconder".

Comenta esta noticia