20 de septiembre de 2017 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Queda al descubierto la trampa tendida a Cifuentes por Podemos, el PSOE y C's

Cristina Cifuentes junto a su número dos, Angel Garrido.

Cristina Cifuentes junto a su número dos, Angel Garrido.

"La verdad no interesa", se queja la presidenta madrileña, que el 2 de junio comparecerá en la Asamblea para explicar los contratos a Arturo Fernández. Curiosamente sólo lo hará ella.

La verdadera estrategia del PSOE, Ciudadanos y Podemos en su acoso a la presidenta madrileña, Cristina Cifuentes, ha quedado al descubierto tras la filtración de un polémico informe de la UCO, desautorizado por el juez Eloy Velasco, sobre las posibles irregularidades en la concesión de la cafetería de la Asamblea de Madrid.

Cifuentes calificó este martes de "impresentable" la actitud que están teniendo los grupos parlamentarios de la oposición en la Asamblea, a los que ha denominado "tripartito de inquisición", porque, en su opinión, no quieren investigar "sino montar un show" en torno a la investigación sobre la citada adjudicación al Grupo Cantoblanco, que fue propiedad del empresario Arturo Fernández.

"La actitud del tripartito de inquisición es impresentable. No quieren investigar sino montar un show por interés político. Lamentable", afirmó este martes la presidenta autonómica a través de su cuenta de Twitter tras la negativa de PP, PSOE y C's a aceptar las peticiones de comparecencias que el Grupo Popular había formulado de cara a la sesión de la comisión de investigación en la que Cifuentes había sido llamada a comparecer.

Al igual que hizo horas antes su número dos, Ángel Garrido, la también presidenta del PP de Madrid denunció que los tres partidos "se niegan a preguntar a los técnicos y políticos que pueden explicar las adjudicaciones" señalando que "la verdad no interesa". A este respecto precisó que "en las adjudicaciones participaron 30 personas" y se preguntó por qué "sólo quieren escuchar a una".

El PP había solicitado la presencia de once personas en la comisión de investigación de corrupción para hablar de las supuestas irregularidades en la adjudicación de un contrato de cafetería cuando Cifuentes era la vicepresidenta de la Asamblea y, como tal, presidenta de la mesa de contratación.

En la misma, junto con ella, había cuatro técnicos y otros dos políticos: Francisco Cabaco, del PSOE, que días atrás salió en defensa de Cifuentes y negó cualquier irregularidad; y Antero Ruiz, de IU. Sin embargo, en la Junta de Portavoces de este martes se decidió que el día 2 de junio sólo comparezca la presidenta autonómica.

Comenta esta noticia