25 de junio de 2017 | DIRECTOR ANTONIO MartÍN BEAUMONT

Motivos personales: Podemos se la tiene jurada a las 4 periodistas que ha vetado

El veto de este lunes confirma que Podemos tiene una lista negra de periodistas.

El veto de este lunes confirma que Podemos tiene una lista negra de periodistas.

Una de ellas destapó el piso de protección con el que Espinar especuló; otra denunció las amenazas que recibía de los morados. Luego Iglesias y Echenique dan lecciones de libertad de prensa.

Podemos sigue haciendo méritos para ser todo lo que dice combatir: un partido sectario.

La polémica ha surgido tras conocerse que la formación ha vetado a un encuentro off de record a cinco medios de comunicación que tienen periodistas encargados de su seguimiento diario: El País, la SER, El Independiente, El Periódico de Catalunya y OKdiario.

Pero resulta que tras ese veto hay algo personal: hay cuatro mujeres periodistas que cubren la información de Podemos con las que el partido de Pablo Iglesias ha tenido enfrentamientos y a las que ha hecho cruz y raya.

Como también se lo hizo hace tiempo al director de OKdiario, Eduardo Inda, con quien los morados tienen fijación (le sacaron a colación incluso durante el debate de la moción de investidura de la semana pasada).

En primer lugar está Mariela Rubio, la corresponsal de la SER, que en el pasado desveló el piso de protección oficial con el que especuló Ramón Espinar. Una exclusiva que Podemos jamás le ha perdonado.

También Elsa García de Blas, de El País, encargada de Podemos desde la marcha de Francesco Manetto -el anterior responsable- como corresponsal a Colombia y con quien los morados no simpatizan desde un principio. En los foros del partido, como Plaza Podemos, la llaman "mamporrera" entre otras lindezas.

Elsa García de Blas, de El País.

 

A Ana Cabanillas, de El Independiente, Podemos se la tiene jurada desde que publicó detalladamente las amenazas recibidas por periodistas como ella cuando en marzo la Asociación de la Prensa de Madrid emitió un comunicado quejándose del "acoso sistemático" y las "presiones" de Iglesias y los suyos a la prensa.

Esto escribía Cabanillas: "Los mensajes y llamadas a los teléfonos personales son otro denominador común entre algunas personalidades con cargos públicos y orgánicos de Podemos, aunque algunos de las afirmaciones más contundentes han tenido lugar cara a cara. 'Ten cuidado con lo que escribes', han llegado a amenazar desde la formación. 'Te vas a buscar problemas'".  

Por último Iolanda Mármol, de El Periódico, también ha firmado informaciones que no han gustado nada al partido, como Podemos se enmaraña en una campaña sucia con final de infarto.

El director del rotativo catalán, Enric Hernández, ha desvelado en la edición web del diario de este lunes: "Se da la circunstancia de que la dirección de Podemos surgida del congreso de Vistalegre 2 había solicitado informalmente a las cúpulas de varios medios la destitución de algunos redactores que cubren al partido".

 

Irónicamente, este lunes se ha sabido que la cúpula morada, con Iglesias y Pablo Echenique a la cabeza, hablarán de comunicación, poder y democracia en una universidad de verano que el partido ha organizado en Cádiz.

Vídeos relacionados

Noticias relacionadas

Comenta esta noticia



";