20 de septiembre de 2017 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Audi A8 2017, más autónomo que nunca

La nueva berlina de lujo de Audi, será uno de los modelos con mayor autonomía de funcionamiento del mercado. Conducir solo en atascos, aparcar sin el conductor dentro y un gran equipamiento.

En su cuarta generación, el Audi A8 cuenta con un nuevo lenguaje de diseño, un novedoso funcionamiento en su pantalla táctil y un sistema de propulsión electrificado. El Audi A8 es también el primer automóvil de producción en el mundo desarrollado para una conducción altamente automatizada. Desde 2018, Audi introducirá gradualmente funciones de conducción automatizada, como el aparcamiento pilotado en plazas de aparcamiento y en garajes o el asistente para la conducción pilotada en atascos.

Exteriormente destaca el frontal con la parrilla Singleframe, más ancha. Visto de perfil, la elevada parte frontal combina con la inclinación en la zona trasera para crear la sensación de tensión en las líneas. Cuenta con ópticos delanteros HD Matrix LED con iluminación Audi láser, además de luces traseras con la tecnología OLED combinadas con una tira horizontal de LED que conecta ambos pilotos traseros. La versión estándar mide 5,17 m mientras que el A8 L tiene una distancia entre ejes alargada 13 cm.

En el interior, se tiene la sensación de estar en un salón de lujo. Comparado con el modelo anterior, el espacio en el habitáculo ha crecido sustancialmente en las dos versiones de carrocería. La gama de equipamientos y materiales es extensa, además de añadir un sistema de audio Bang & Olufsen, que consigue un sonido envolvente de alta calidad.

Los asientos del nuevo A8 están en la parte trasera derecha: de manera opcional en el A8 L, combina cuatro ajustes diferentes y un apoyo para los pies. En este asiento, el pasajero puede calentar y activar la función de masaje para los pies con una unidad de múltiples configuraciones, incorporada en el respaldo del asiento delantero. Los nuevos reposacabezas de confort completan la experiencia.

Los pasajeros de las plazas traseras también pueden controlar una serie de funciones, como la luz ambiente, la nueva luz de lectura HD Matrix o la función masaje de los asientos, además de poder realizar llamadas de teléfono privadas. Este mando remoto para las plazas traseras es un dispositivo móvil alojado en reposabrazos central trasero, tiene una pantalla OLED y es del tamaño de un smartphone.

En el interior de este sedán se adopta un diseño minimalista. La arquitectura interior es clara y con una orientación netamente horizontal. Audi elimina los usuales botones giratorios o pulsables del modelo anterior; el salpicadero está, en gran medida, libre de botones e interruptores. En el centro hay una pantalla táctil de 25,7 cm (10,1 pulgadas) que, cuando está apagada, parece casi invisible dentro de un entorno negro muy brillante denominado black-panel.

El conductor puede activar una serie de funciones mediante una nueva forma de control de por voz. La información de los destinos o las fuentes de música están disponibles bien a bordo o bien proporcionadas por una conexión con la nube a velocidad 4G. Los servicios de Audi connect incluyen reconocimiento de señales de tráfico e información sobre riesgos, un sistema de comunicación “Car-to-X” que recoge la información del inteligente conjunto de otros modelos de Audi.

El nuevo A8 es el primer automóvil de producción desarrollado específicamente para una conducción altamente automatizada. El Audi AI traffic jam pilot toma el control de la conducción en circulación lenta, hasta 60 km/h en autovías y autopistas, donde haya una barrera física entre los dos sentidos de circulación. El sistema se activa mediante el botón AI en la consola central. El traffic jam pilot se encarga del arranque, la aceleración, la dirección y la frenada. Tan pronto como el sistema llega a su límite, requiere al conductor para vuelva a llevar a cabo la tarea de conducir. 

El Audi AI remote parking pilot y el Audi AI remote garage pilot pueden conducir por sí mismos al A8 para entrar y salir de un lugar de aparcamiento o de un garaje, maniobras supervisadas por el conductor, que no necesita estar dentro del coche. Puede activar la función apropiada mediante su smartphone con la nueva app myAudi. Para monitorizar la maniobra de aparcamiento, mantiene pulsado el botón Audi AI y ver la imagen directa en su dispositivo generada por las cámaras de 360 grados. Una vez que ha finalizado la maniobra, el sistema engrana automáticamente la posición P del cambio tiptronic, para el motor y apaga el contacto

En el lanzamiento al mercado habrá dos motores V6 turbo completamente rediseñados: un 3.0 TDI y un 3.0 TFSI. El diésel desarrolla 210 kW (286 CV) y la versión de gasolina, 250 kW (340 CV). Posteriormente llegarán dos versiones de ocho cilindros: un 4.0 TDI con 320 kW (435 CV) y un 4.0 TFSI con 338 kW (460 CV). La exclusiva culminación de la gama de motores es el W12 con 6,0 l de cilindrada (estos vehículos todavía no están a la venta, por lo que no están sujetos a la directiva 1999/94/EC). 

Los cinco motores funcionan en conjunción con un alternador-motor de arranque movido por correa (BAS), el corazón del sistema eléctrico de 48 V. Esta tecnología mild hybrid (MHEV, mild hybrid electric vehicle) permite que el coche avance con el motor apagado y que vuelva a arrancar . También puede realizar un uso extenso de la función start/stop y genera hasta 12 kW de potencia en la recuperación de energía. El efecto combinado de estas medidas disminuye el consumo de carburante con relación a los ya eficientes motores existentes: hasta 0,7 l/100 en condiciones de circulación reales

El A8 L e-tron quattro, con su sistema de propulsión híbrido enchufable llegará en una fecha posterior (este vehículo todavía no está a la venta, por lo que no está sujeto a la directiva 1999/94/EC). Con su 3.0 TFSI y un motor eléctrico alcanza 330 kW (449 CV) de potencia combinada y 700 Nm de par. La batería de iones de litio almacena suficiente energía para recorrer unos 50 km en modo eléctrico. Opcionalmente, se puede cargar mediante el Audi Wireless Charging. Una plataforma en el suelo del garaje trasfiere la carga inductivamente a una bobina instalada en el automóvil, con una potencia de 3,6 kW. 

El nuevo Audi A8 y el A8 L se fabrican en las instalaciones de Neckarsulm y llegarán al mercado a finales de otoño de 2017. El precio inicial es de 97.500 euros para el Audi A8 3.0 TDI. 

Comenta esta noticia