06 de junio de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

¿Por qué esta vez no salen imágenes duras en TV con 800 muertos diarios?

Sánchez, televisado y televisivo

Sánchez, televisado y televisivo

Las redes arden por el tratamiento informativo a favor de un Gobierno desbordado, con ejemplos en prensa y televisión que según los ciudadanos claman al cielo.

 

 

El papel de los medios de comunicación en la pandemia es objeto de un escrutinio intenso de lectores, oyentes y televidentes, muchos de los cuales se preguntan si, incluso en situaciones tan dramáticas, se aplica una doble vara de medir en función de color político de quien gobierna.

¿Se montan especiales terribles, pidiendo dimisiones, por un caso de Ébola con Rajoy y se pasan por alto, o incluso se disimulan, los formidables errores de Sánchez en la gestión sanitaria y económica de la crisis? La opinión está muy extendida, y algunos han puesto en la mirilla un ejemplo ciertamente llamativo: la ausencia de imágenes del dolor y la muerte que está provocando el coronavirus.

Con dramas anteriores, desde el Prestige hasta el 11M y el propio Ébola que solo tuvo por victima a un perro, las televisiones estaban llenas de imágenes dantescas, dolorosas, punzantes y muy a menudo con una intención política que para unos estaría justificada y para otros no, pero nadie podrá negar su existencia. ¿Y ahora por qué no se ve absolutamente nada? Se lo pregunta por ejemplo una ilustre tuitera:

 

 

Lo cierto es que el contraste es abrumador, y resulta imposible encontrar una explicación objetiva, más allá de las dificultades técnicas para lograr imágenes que reflejen, desde el respeto, el inconmensurable dolor que está generando el COVID-19: de hospitales saturados sí hay tomas y fotos, especialmente si sirven para acusar a Ayuso de colapsar la sanidad, pero de todo aquello que afecte al discurso de Sánchez, ni una.

Y hay más ejemplos de la cobertura que logra el presidente para tapar sus lagunas e incluso para proyectar una imagen de liderazgo, como esta noticia de El País denunciada, nada menos, por Juan Carlos Girauta, exportavoz de Cs y látigo de casi todo el sanchismo:

 

 

Hace mención el ahora columnista y tertuliano a la insólita afirmación del veterano periódico, más destinada a auxiliar al presidente del Gobierno que a narrar hechos irrebatibles: las autoridades sanitarias mundiales no solo vieron venir la pandemia, sino que lo advirtieron por activa y por pasiva. Pero Moncloa no les hizo caso. El propio El País, en su edición del 25 de febrero, se desmentía a si mismo ahora con este titular que ahora olvida: 

 

 

Y de hasta qué punto, para muchos tuiteros, la increíble protección a Sánchez desde muchos medios se antepone a la verdad o a su búsqueda al menos, un último mensaje referido a la radio, para tocar todos los palos:

 

Comenta esta noticia