Compromís arrastra a Podemos: presión al PSPV y distanciamiento de Ciudadanos

Reunión de hoy entre Compromís y Unides Podem

Reunión de hoy entre Compromís y Unides Podem

Las dos formaciones se reúnen para estrechar lazos y plantear una estrategia conjunta ante la cita de mañana con los socialistas. Compromis quiere evitar quedarse fuera de más pactos locales

Compromís incrementa la presión sobre el PSPV-PSOE para que no cierre pactos locales con Ciudadanos, sobre todo después del reciente de Xixona o el de primavera de Torrent. La coalición compromisaria quiere frenar la extensión de esos acuerdos a Pego o a otras posibles localidades donde pudiera suceder en un futuro cercano, lo que minaría la condición de Compromís de asociado preferente que quiere mantener con el PSPV.

 

Si ayer su síndic en Les Corts, Fran Ferri, censuraba estos acuerdos locales, hoy lo ha hecho una de las portavoces de la coalición y coordinadora del Bloc, Águeda Micó. Y no estaba sola, sino que se ha manifestado así junto a Pilar Lima, la secretaria general de Unides Podem después de una reunión bilateral de ambas formaciones para analizar el denominado Acord del Botànic II antes de hacerlo mañana con el ´hermano mayor´ de esta entente de partidos y coaliciones, el PSPV-PSOE.

Al acabar la reunión, Micó ha insistido, entre las conclusiones de la cita, en ese reproche a los socialistas por sus acuerdos locales, aunque l´Acord del Botànic se centra en el gobierno conjunto del Consell y no va tanto al detalle municipal. De este modo, ha hablado de "fortalecer los acuerdos" y adaptarlos a la crisis del coronavirus, aunque ve con preocupación las alianzas de los socialistas con PP y Cs en algunos ayuntamientos porque "no es el momento de mirar a la derecha".

Y para tratar de justificar con algún argumento de más peso su afirmación, Micó ha indicado que su preocupación va "más allá de estos acuerdos", por "la política que se hace con ellos". "Nos preocupa la política que hacemos como Botànic", ha asegurado, para poner como ejemplo un municipio de la  provincia de Castellón, Torreblanca,  de un acuerdo del PSPV con tránsfugas del PP porque "quieren sacar adelante un PAI de golpe". Ni Torrent ni Xixona.

Por su parte, Pilar Lima ha estado mucho más comedida. Esas desavenencias no afectan apenas a su formación ni a sus filiales locales. Por ese motivo se ha limitado a afirmar que están "muy contentas" al coincidir con Compromís en los objetivos esenciales para el futuro del Botànic, y a destacar la importancia de dar continuidad a la mesa del seguimiento del pacto y adaptarlo a la crisis. "La unidad debe continuar; no es el momento de mirar a la derecha, es momento de reconstrucción y de hacerlo juntas", ha lanzado como guiño de empatía a Micó.

Comenta esta noticia
Update CMP