18 de julio de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El fiasco de la "operación Clemente" se cobra la segunda cabeza en Ciudadanos

Pilar Vicente no será nuevamente la candidata de Cs al Ayuntamiento de Valladolid.

Pilar Vicente no será nuevamente la candidata de Cs al Ayuntamiento de Valladolid.

La portavoz del partido en el Ayuntamiento de Valladolid no repetirá, y su marcha se suma a la de Pablo Yáñez. "Esto nos ha hecho pasar vergüenza", señala el equipo de Francisco Igea.

El temporal político no amaina en Castilla y León, tierra poco acostumbrada a los escándalos. El fichaje de Silvia Clemente y el intento de pucherazo en las primarias se han cobrado su segunda cabeza. 

La portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Valladolid, Pilar Vicente, convocó este jueves a la prensa para anunciar que renuncia a ser nuevamente la candidata de Cs a la Alcaldía de la ciudad y que, además, una vez que acabe esta legislatura abandona la política para volver a la empresa privada. 

Vicente calificó la decisión de "muy personal" y "muy meditada", pero a nadie se le escapa que está ligada al fiasco de la operación Clemente, que la todavía portavoz de Cs en el Ayuntamiento vallisoletano apoyó fervientemente. 

Ésta es la segunda dimisión que se produce después de que Fracisco Igea se convirtiera en el candidato naranja a la Junta de Castilla y León tras una revisión de los resultados de las primarias en la que la Comisión de Garantías y Valores apreció claras evidencias de que había habido pucherazo. En concreto, fueron declarados nulos 82 votos. 

Pablo Yáñez.

 

La primera renuncia fue la del secretario autonómico de Comunicación de Cs en Castilla y León, Pablo Yáñez, el hombre que junto con José Manuel Villegas -número dos del partido- pilotó el finalmente frustrado aterrizaje de Clemente tras décadas de militancia y de altas responsabilidades en el PP. 

 

Albert Rivera ha situado el cortafuegos en Yáñez y no va a pedir más responsabilidades. Y el equipo de Igea lo acepta. No obstante, el candidato de Cs a la Junta sí está pidiendo públicamente que se llegue hasta el final para saber quién o quiénes, desde una IP de Burgos, trataron de decantar la balanza artificialmente a favor de Clemente.  

Para esto último, el Colegio Profesional de Ingeniería Informática de Castilla y León (CPIICyL) se ha ofrecido para auditar el sistema de votación de Cs y averiguar qué ocurrió. No obstante, en la sede nacional del partido están más por la labor de pasar página. "Las irregularidades se detectaron y se tomaron medidas (...). Me parece un éxito democrático y un ejercicio de transparencia", ha señalado al respecto el diputado Toni Roldán, miembro de la dirección. 

Pero es indudable que este escándalo ha pasado una inevitable factura a Ciudadanos, al liderazgo de Albert Rivera y a su sistema de democracia interna. Con réplicas a pequeña escala en otras comunidades donde los perdedores de las primarias han pedido que se auditen los resultados: Madrid, Cantabria y Murcia. 

"Esto nos ha hecho pasar vergüenza, disgusto y desilusión. Te deja tocado", se lamenta este jueves en la prensa local la portavoz de Cs en el Ayuntamiento de Burgos y uno de los más firmes apoyos de IgeaGloria Bañeres.

Comenta esta noticia
Update CMP