Las 7 claves de la última conferencia de Ximo Puig

Más allá de lo que usted y yo podíamos suponer que Puig iba a decir -y dijo- en su conferencia, el president aportó siete claves reveladoras de su pensamiento y sus planes políticos para los próximos meses.

La conferencia de este martes de Ximo Puig en el Club de Encuentro Manuel Broseta giraba en torno a la idea de que ciertas coyunturas actuales, tras tres años de trabajo del Consell del Botànic, son propicias para que el “momento valenciano” se convierta en la “oportunidad valenciana”.

Pero más allá de la tesis general y del desmenuzado de los logros del actual gobierno valenciano en materia reputacional y social, y de los cantos a la sensibilidad del actual gobierno español para con los problemas endémicos nuestros, el discurso del president y el coloquio posterior contuvo siete reveladoras claves.

  1. Para Puig sólo hay populismo conservador. Lo dijo varias veces. Omitió en cambio la existencia del populismo de izquierdas. Citó a Trump, Salvini y Orban, pero a ningún español.

  2. De entre los peligros para la Comunidad Valenciana destacó que el Brexit “está teniendo ya” graves efectos para nosotros.

  3. Preguntado por los hitos de la legislatura en materia sanitaria no citó la reversión hospitalaria de La Ribera y prefirió centrarse en la ampliación del tratamiento de la hepatitis-C a todos los enfermos.

  4. Queriendo destacar la importancia capital de la conselleria de Sanidad en el presupuesto de la Generalitat quiso confirmar la cifra que recordaba de memoria de la partida sanitaria valenciana preguntándole al conseller de Hacienda, Vicent Soler, que estaba sentado en primera fila. Dos asientos más allá estaba la consellera de Sanidad, Ana Barceló, a la que nadie preguntó nada.

  5. Inquirido por la aplicación efectiva del requisito lingüístico y por sus exenciones, Puig recordó -previo movimiento inquieto de la consellera Gabriela Bravo en su asiento, también de primera fila- que en la Comunidad hay comarcas castellano-hablantes, y que en el ámbito científico-sanitario conviene no despreciar talento por razones lingüísticas. El ejemplo que puso es el de especialistas que sólo hablen inglés y que no por eso pueden ser rechazados aquí. El conseller Vicent Marzà no estaba presente en la sala.

  6. Sobre Cataluña, Puig defendió lo de siempre: que ni independentismo ni recentralización. Y aportó un vocablo “archisílabo” al debate político en nuestro país: el de la “fronterización”, concepto que dijo rechazar.

  7. La última pregunta, formulada por una socia del club, parecía inspirada por una información publicada ese mismo día por ESdiarioCV: ¿le ha dado cita ya Pablo Iglesias para hablar de presupuestos? Puig, a la torera, contestó que él hablaba con todo el mundo. Y citó como ejemplo a Iglesias … y a Albert Rivera. No citó a Casado.

La conferencia de Puig fue seguida por un centenar largo de socios e invitados, entre los que se hallaban la vicepresidenta Mónica Oltra (que no se quedó hasta el final), los consellers socialistas Soler, Bravo y Barceló, el president de Les Corts Enric Morera (Compromís), los síndicos Manolo Mata (PSPV) y Mari Carmen Sánchez (Ciudadanos), el delegado del Gobierno Juan Carlos Fulgencio, y la candidata socialista a alcaldesa Sandra Gómez, amén de agentes sociales y demás habituales de este tipo de actos.

Comenta esta noticia
Update CMP