Condenados: La ‘viuda negra' le sujetaba mientras Paco le asestó 19 puñaladas

Conchi Martín 'la viuda negra' y su cuidador Paco han sido declarados culpables y se enfrentan a más de 30 años de cárcel

Conchi Martín 'la viuda negra' y su cuidador Paco han sido declarados culpables y se enfrentan a más de 30 años de cárcel

El tribunal del jurado ha emitido por unanimidad un veredicto de culpabilidad por asesinato para Conchi Martín y su cuidador, por el asesinato de José Luis Alonso en agosto de 2018

El tribunal del jurado ha declarado culpable a Conchi Martín, ‘la viuda negra de Alicante’, y a su cuidador, Francisco Pérez, por el asesinato de José Luis Alonso, en agosto de 2018 en un parking de la playa de la Albufereta, tan solo dieciséis días después de haber contraído matrimonio con él. La decisión del subsanar un error, porque habían olvidado responder a una pregunta, de las más de cincuenta que les había planteado el magistrado, José María Merlos. En total, más de veinticinco preguntas sobre cada acusado, que debían contestar de manera concreta y explícita para determinar su culpabilidad o no en los hechos planteados.

De esta manera, las cinco mujeres y los cuatro hombres que han integrado el  jurado popular han validado la tesis de las acusaciones frente los esfuerzos de los abogados de las defensas de apartar del crimen tanto a Conchi como a Paco, que ejercía como cuidador de ella por una supuesta paraplejia que fingía.

El jurado entiende que fue Paco quien asestó 19 puñaladas con un destornillador a José Luis, un camionero jubilado de 69 años natural de Cantabria, en plena noche en un aparcamiento de la Albufereta, mientras Conchi le sujetaba.

19 puñaladas con un destornillador

Los hechos se remontan al 20 de agosto de 2018. La sentencia relata que Conchi se citó con su marido para celebrar una cena romántica en su autocaravana, en una zona cercana a la playa de la Albufereta de Alicante. Se habían casado el día 4 de ese mismo mes. Una vez allí, los dos acusados -que iban vestidos de negro y con manga larga- atacaron a José Luis Alonso con un objeto punzante, un destornillador. Mientras Conchi, quien se había levantado de la silla de ruedas, sujetaba a la víctima, Francisco le asestaba más de 19 heridas en el pecho y en el cuello, según el informe forense.

Una agente de la Policía Nacional fuera de servicio que paseaba por la zona escuchó los gritos de la víctima, alertó a los servicios de emergencia y acudió a tratar de socorrer a José Luis. La agente no pudo hacer nada por salvarle la vida y este falleció en el acto a causa de las heridas sufridas.

El relato de la agente durante el juicio fue sobrecogedor. "La mujer (Conchi) no se quitaba de encima del hombre cuando ya estaba muerto. Sólo repetía que era un borracho y que unos negros le habían dado una paliza porque era un alcohólico. Ahí me di cuenta de que no era una cosa normal. Todo eran incongruencias sin sentido", señaló la testigo durante el juicio.

"Los gritos que escuché de la víctima eran de mucho dolor y de mucho miedo", indicó mientras contaba cómo los chillidos la alertaron mientras paseaba y estaba fuera de servicio. "Vi a un hombre (el amigo de Conchi y su cuidador) acuchillando a otro. La víctima perdió el equilibrio y después el acusado se abalanzó sobre ella".

Pendientes de la imposición de pena

Durante el proceso, Conchi intentó atribuir el crimen a un hijo de la víctima que tenía coartada y se demostró que nunca estuvo en la escena del crimen. La ‘viudad negra de Alicante’ dijo al juez que José Luis le había dicho en uno de sus últimos suspiros que “mi hijo me ha lo ha clavado en el corazón”.

Tras el veredicto del tribunal del jurado, el juez deberá dictar una sentencia en la que se determinará la pena que se les impone a ambos, en función de los argumentos que hayan dado los miembros del jurado. Tanto el fiscal como la acusación particular (ejercida por el hijo de la víctima) piden para cada uno de los acusado penas de hasta 31 años de cárcel. Esa resolución podrá ser recurrida ante el Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana (TSJCV).

Comenta esta noticia
Update CMP