El acto islámico en la plaza de la Virgen lo organizó el Ayuntamiento

La Basílica tuvo que cerrar una de sus puertas porque la megafonía islámica se colaba en el templo desde primera hora. Ahora sabemos que el acto estaba organizado por el propio Ayuntamiento.

Así se deduce de las comunicaciones por escrito de la concejal de migraciones Neus Fàbregas, de València en Comú, con el resto de concejales a los que resultaba preceptivo consultar o solicitar su colaboración y permisos.

Los concejales en cuestión -todos ellos de Compromís- eran Carlos Galiana, de ocupación pública, Pilar Soriano, de medio ambiente (limpieza), Sergi Campillo, de servicios centrales (toma de corriente eléctrica), y Pere Fuset, de cultura festiva (puso 100 sillas).

También hubo comunicación con José Serrano, comisario de la Policía Local. Todos dieron su visto bueno, si bien se advirtió de posible molestias acústicas a las viviendas próximas. 

El acto, celebrado el pasado día 21, estaba autorizado en horario de 11 a 16, incluido montaje y desmontaje, pero los llamamientos a la oración islámica comenzaron según fuentes del arzobispado a las 9 de la mañana, provocando las referidas molestias al culto católico (Misa incluida) y un sinfín de protestas de ciudadanos.

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP