05 de junio de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Palo económico para Zapatero: pierde 400.000 euros en una operación inmobiliaria

Sonsoles Espinosa y José Luis Rodríguez Zapatero, en una imagen en Madrid.

Sonsoles Espinosa y José Luis Rodríguez Zapatero, en una imagen en Madrid.

El expresidente del Gobierno y su esposa, Sonsoles Espinosa, han vendido su chalet en León por "culpa" de sus hijas. Pero la venta se ha alejado mucho de las pretensiones del matrimonio.

El ex presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero y Sonsoles Espinosa han vendido su casa de Eras de Renueva (León) por 390.000 euros, un precio alejado del que pedían en un principio, ya que durante su construcción el coste de la vivienda se situó en 800.000 euros. La venta se ha realizado de manera directa entre la familia Zapatero y los nuevos propietarios, sin mediación de inmobiliaria.

En la operación por tanto ha perdido unos 410.000 euros y quizás haga bueno aquello de "aprender economía en dos tardes", que dijera el economista y entonces ministro del primer Ejecutivo de Zapatero, Jordi Sevilla.

Tras varios años intentando dar salida a la vivienda, José Luis Rodríguez Zapatero y su mujer cerraron la venta de su chalet pocos días después de Nochebuena, según asegura este sábado el Diario de León. Los nuevos inquilinos, del que solo ha trascendido el dato que se trata de unos empresarios, ya están reformando la casa.

La vivienda unifamiliar consta de 400 metros cuadrados distribuidos en dos plantas, con una parcela de 670 metros cuadrados. El inmueble tiene un amplio distribuidor, cocina-office, salón de 52 metros cuadrados, 4 dormitorios con su propio baño y una suite principal. También tiene con un amplio sótano con gimnasio, un salón a modo home-cinema, bodega para reuniones y hasta una piscina pasillo donde poder nadar. Tiene, además, su propio sistema de vigilancia con varias cámaras en el exterior. 

En 2011, Zapatero quiso dejar atrás la capital de España, tras su paso por La Moncloa, y comenzó las obras del que iba a ser su nuevo hogar en León. Sin embargo, sus hijas no querían abandonar la ciudad y finalmente la familia ha terminado quedándose en Madrid.

Comenta esta noticia