21 de agosto de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Podemos peina calles, Metro y mercadillos reclutando gente que haga bulto en Sol

Podemos teme un pinchazo el sábado, con todas las miradas puestas en Sol.

Podemos teme un pinchazo el sábado, con todas las miradas puestas en Sol.

Iglesias y los suyos han entrado en pánico: temen hacer el ridículo en la manifestación en apoyo de la moción de censura en vista del escaso interés mostrado hasta por su militancia.

"El 82% de sus militantes les han dicho que la moción de censura se la refanfinfla". A Irene Montero le cambió la cara cuando este miércoles la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, le recordó en el Congreso las más que discretas cifras de la consulta convocada por Podemos al respecto: participó el 18% del censo, 87.674 personas. Por comparar, en Vistalegre II fueron 151.340. 

En vista de que la moción de censura contra Mariano Rajoy no motiva ni siquiera a los suyos, la cúpula morada se ha echado a temblar ante el temor de que la manifestación que han convocado el sábado en Sol con el eslogan Hay que echarlos sea un fiasco con todas las letras. Con el terrible varapalo que supondría para Pablo Iglesias

Sería el segundo en menos de un mes: el 23 de abril él mismo, Irene Montero y Ramón Espinar participaron en un acto del tramabús en el kilómetro cero madrileño. Y el resultado fue una plaza semivacía. 

Es por eso que el podemismo ha iniciado una ofensiva por tierra, mar y aire para evitar el desastre. Sus miembros están empapelando Madrid -incluso los vehículos particulares- con carteles convocando a la manifestación; abordan a los ciudadanos por las calles, a la salida del Metro o de los mercados; y sus dirigentes se han repartido los distritos para azuzar al vecindario.

Este miércoles por la tarde a Juan Carlos Monedero le tocó arengar a los morados en el distrito centro, junto a la diputada Ione Belarra. El diputado Manuel Monereo estuvo en Orcasitas. En Fuenlabrada los militantes de Podemos tomaron el mercadillo. En la plaza de Manuel Becerra de la capital organizaron una bicicletada

Y los refuerzos empiezan a llegar también desde fuera. Podemos ha dado orden a sus delegaciones territoriales para que desplacen a Madrid a toda la gente que puedan. Ya sea en autobús o en vehículos particulares.

A todo esto Podemos sigue sin registrar en el Congreso la moción de censura de marras, que a su entrada en el registro ha de ir acompañada por el nombre del candidato, el gran misterio.

Se ha especulado con la posibilidad de que este jueves sea al fin el día, pero en la dirección de Podemos los hay que prefieren esperar a la semana que viene, tras la manifestación del sábado y las primarias del PSOE. Como siempre la última palabra la tendrá Iglesias.

Comenta esta noticia
Update CMP