06 de agosto de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El rey del humor en TVE hace una inesperada confesión

José Mota volverá a protagonizar el próximo 31 de diciembre, el especial Nochevieja de la tele pública, donde 'disparará' contra todo lo que se mueva en la actualidad española.

Desde hace algunos años, amén de las imprescindibles uvas, los matasuegras y los brindis con cavas, una de las tradiciones más firmes en la Nochevieja de los españoles es hacer un repaso mordaz a la actualidad del año, sobre todo, en el ámbito político, de la mano de José Mota.

El humorista, que también saltó a la gran pantalla, en 2012, de la mano de Álex de la Iglesia con La chispa de la vida, ha preparado un programa inolvidable para dar la despedida al 2019. Su programa de la noche del 31 contará con la colaboración de más de 50 humoristas, entre ellos, Mari Carmen y sus muñecos y el ex Martes y Trece Josema Yuste.

El espacio girará en torno a una parodia del golpe de Estado del 23 de febrero de 1981, pero, en realidad, será un "golpe de gracia" con el objetivo de "devolver a la gente la sonrisa que le han arrebatado por la crispación que existe".

 

Así lo ha asegurado José Mota en una entrevista concedida a Ecoteuve, en la que también ha hecho una inesperada confesión política, de gran importancia, sobre todo teniendo en cuenta que con más de tres décadas en Televisión Española, con distintos gobiernos, se ha mantenido en la cadena pública bajo gobiernos de distinto color.

Dos fans políticos

"No me han pedido favores ni yo se los he pedido a ningún político. A veces me dicen que no me defino políticamente, pero es que no quiero. Me apetece ser libre y opinar lo que considere oportuno", ha asegurado el humorista castellano-manchego a Ecoteuve.

José Mota también ha desvelado el nombre de dos políticos que estuvieron encantados con las imitaciones que hizo de ellos y que le dieron la enhorabuena por ellas. Se trata de dos destacados socialistas: Alfredo Pérez Rubalcaba, fallecido este año a consecuencia de un ictus, y la ex vicepresidenta María Teresa Fernández de la Vega.

 

Comenta esta noticia