24 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El secreto que esconde la imagen más esperada de don Juan Carlos

Don Juan Carlos.

Don Juan Carlos.

Fue tomada el mismo día en el que Casa Real comunicó la decisión del Rey Emérito: ofrece pistas pero no resuelve del todo la incógnita sobre su actual paradero.

Desde que el pasado lunes, la Casa Real emitió un comunicado reproduciendo una carta de don Juan Carlos a su hijo, el Rey Felipe, en la que comunica su salida "por el momento" de territorio español, dos son los grandes objetivos de los medios de comunicación: una imagen del Rey Emérito en esta nueva etapa y tener constancia clara de dónde se encuentra realmente.

En los últimos días se ha especulado mucho sobre el destino que tomó el anterior jefe del Estado: Portugal, República Dominicana u Oriente Medio son algunos de los lugares donde ubican a Juan Carlos I.

 

En las últimas horas se ha logrado uno de los objetivos y se ha resuelto a medias el otro: ya hay una primera imagen, esperadísima, de don Juan Carlos desde su salida de España. La ha publicado Nius Diario: se trata de una fotografía tomada el pasado lunes en Abu Dabi. La imagen muestra al Emérito descendiendo de un avión en el aeropuerto de la capital de Emiratos Árabes Unidos.

Tal vez sólo una escala

No obstante, ninguna información confirma que el Rey Emérito haya establecido su nueva residencia en Emiratos Árabes, por lo que su paso por Abu Dabi podría haber sido una escala.

En su carta, el padre del Rey aludía sin mencionarlo al caso de las supuestas donaciones de Arabia Saudí no declaradas a Hacienda, una investigación que arrancó en Suiza y que está estudiando la Fiscalía del Supremo.

 

Según relató Zarzuela en un comunicado, el Rey Emérito recuerda que hace un año decidió expresar su voluntad de dejar de desarrollar actividades institucionales y que ahora, "ante la repercusión pública que está generando ciertos acontecimientos pasados" de su vida privada, ha decidido trasladarse fuera de España.

"Es una decisión que tomo con profundo sentimiento, pero con gran serenidad", explicó Juan Carlos I, justificando su decisión "para contribuir a facilitar el ejercicio" de las funciones de su hijo como Jefe de Estado. 

Comenta esta noticia