Homestyle Digital, una nueva revista inmobiliaria especializada

Ideada por Gilmar para clientes y amigos, en ella encontrarás contenidos exclusivos sobre lifestyle, gastronomía, interiorismo, planes secretos y, por supuesto, el sector de las viviendas.

La consultora inmobiliaria Gilmar, con 37 años de experiencia a sus espaldas y líder en el sector de la venta y alquiler de inmuebles, ha presentado su primera publicación cien por cien digital e interactiva, Homestyle Digital, una experiencia única para clientes y amigos en la que vas a poder encontrar -en cualquier dispositivo- contenidos exclusivos sobre lifestyle, gastronomía, interiorismo, planes secretos… Además de una selección de viviendas y tendencias analizadas con todo lujo de detalle.

Desde hace cinco años, Gilmar está implementando las últimas tecnologías para mejorar la experiencia de sus clientes, facilitando la toma de decisiones y la visualización de viviendas, así como la relación de sus profesionales con los potenciales compradores y vendedores, sin importar el lugar del mundo en el que se encuentren. En este sentido, en la nueva revista - catálogo online, además de contenido de actualidad, los lectores podrán encontrar una exhibición del mejor producto de Gilmar y un detalle de las zonas y barrios más demandados y cool del momento.

Nos encontramos inmersos en tiempos en los que la distancia social es primordial en toda relación personal y la tecnología está ayudando a acercar a las personas a sus futuras viviendas con solo un click. Gilmar integra en su oferta comercial un abanico de más de 800 viviendas con tour virtual en 3D, una experiencia increíble que mejora y facilita el proceso de exploración de tu futura casa.

Tras la crisis sanitaria que hemos sufrido a consecuencia de la pandemia de COVID-19 y que ha afectado duramente a todos los sectores económicos, el sector inmobiliario busca consolidarse como un valor refugio que ofrece oportunidades a los inversores. El sector espera que la caída de este año deje paso a una recuperación rápida en 2021 y nada mejor que la nueva revista digital de Gilmar para empezar a soñar.

Empresas más profesionales y saneadas

En este sentido, el sector inmobiliario español afronta el escenario actual en una posición distinta a la que tenía antes de la crisis 2008. Esta vez, la crisis sanitaria se ha topado con un sector habitado por empresas más profesionales, saneadas y con mayor solidez en sus balances. Estos condicionantes hacen que el inmobiliario pueda consolidarse como un valor refugio que ofrece oportunidades para los inversores.

Además es importante tener en cuenta cómo empresas como Gilmar han sabido afrontar la pandemia con rapidez, agilidad, determinación y seriedad adaptándose al nuevo consumidor digital. Según indican los expertos de la inmobiliaria, "abril y mayo fueron meses en blanco, pero con matices en el sector. Estaremos por encima de las 400.000 transacciones en 2020 y el año que viene volveremos a cifras similares al curso pasado".

Afortunadamente, antes de la irrupción del coronavirus, la situación financiera del conjunto de los hogares españoles y de las empresas del sector estaba en unas condiciones más estables que en 2008. La construcción de nuevas viviendas en 2020 no resultaba excesiva en relación con la evolución demográfica. También la posición de solvencia de los bancos es ahora mucho más holgada, varios factores que aportan confianza sobre la capacidad del sector de sortear la crisis actual.

Ajuste en el precio de la vivienda

En este contexto de menor demanda, está previsto que el precio de la vivienda experimente un ajuste importante. A finales de 2021 podría llegar a situarse entre un 6% y un 9% por debajo de los niveles precrisis, si bien se esperan diferencias notables entre áreas geográficas y tipología de vivienda. Todo apunta a que las zonas turísticas y la vivienda de segunda mano son las que más sufrirán.

Por otra parte, el aumento de los precios de los alquileres de los últimos años ha llevado a muchos inquilinos a plantearse la opción de comprar una vivienda, y en este escenario un nuevo servicio como el que va a ofrecer Gilmar con su Revista Digital será de gran ayuda.

Sin embargo, aunque el importe mensual sea equivalente al de una cuota hipotecaria, la compra de una vivienda requiere disponer de unos ahorros iniciales que varía en función de la zona. En este sentido, una de las propuestas que se está considerando consiste en instaurar un programa de avales a los préstamos para la primera vivienda similar al Help to Buy del Reino Unido. De esta manera, se reduce esa cantidad inicial que el comprador debe aportar para adquirir una vivienda. Un programa de estas características podría estimular la demanda de vivienda dado que la falta de ahorro es la principal restricción a la que se enfrentan los inquilinos para acceder a una vivienda en propiedad.

Comenta esta noticia
Update CMP