30 de marzo de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La Iglesia resiste los ataques y garantiza la continuidad de Trece

La Iglesia defiende su gestión económica después de que se haya sido acusada de falta de transparencia a la hora de justificar sus gastos.



La Iglesia se ha despertado este viernes con una grave acusación en la que se le atribuye opacidad a la hora de explicar a qué destina el 0,7% del impuesto de la renta que recibe cada año. Esta afirmación corresponde a un proyecto de un informe, que aún no ha sido ratificado por el Tribunal de Cuentas pero que ya ha sido filtrado a El País, y que pretende socavar el prestigio de la institución.

El texto asegura que la Iglesia podría estar incumpliendo la ley al destinar parte de esa cantidad que recibe, exactamente 11 millones de euros en 2017, a la hora de financiar a Trece TV, considerándolo como una posible ayuda del Estado, además de cuestionar que el superavit en las cuentas se dedique al sostenimiento del canal.

 Sin embargo, los obispos han cerrado filas en este asunto y están dispuestos a defender su gestión, cuestionada por un informe preliminar, filtrado a la prensa, y que, de momento, carece de valor al no estar aprobado por el pleno del Tribunal de Cuentas.

Por ello, el portavoz de la Conferencia Episcopal, Luis Argüello, ha explicado en lo micrófonos de Cope que la Iglesia "es accionista mayoritario y tiene que sostener la responsabilidad" que eso conlleva. No obstante, la empresa "poco a poco" va expandiéndose, por lo que el dinero que tienen que poner los accionistas será menor paulatinamente.

En cualquier caso ha explicado detalladamente cómo funcionan las cuentas en el seno de la Conferencia Episcopal, señalando que "la asignación tributaria se suma a un Fondo General que tiene la vida de la Iglesia y es con ese Fondo General con lo que la Iglesia realiza todas las actividades, incluido el sostenimiento de Trece Televisión".

Comenta esta noticia
Update CMP