La embajada pendiente de Pablo Iglesias en Valencia

Cartel electoral Oltra-Iglesias

Cartel electoral Oltra-Iglesias

El líder de Podemos ya se ha entrevistado con Oriol Junqueras e Íñigo Urkullu.

Los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para 2019 están en el aire. Dependen de un abanico muy grande de sensibilidades políticas representadas básicamente por partidos nacionalistas, independentistas y por Podemos.

Tras el pacto Gobierno-Podemos con sus membretes a la misma altura en el documento, y fruto de un estudiado reparto de papeles, el encargado de recabar los apoyos periféricos está siendo el líder morado.

Así, Iglesias va según Moncloa “adonde el Gobierno no puede llegar”. Es decir, a la cárcel donde está preso el líder de ERC, Oriol Junqueras. Y a Vitoria, en donde también hay demandas penitenciarias pendientes, para acordar con el lehendakari en pleno proceso de reforma del estatuto vasco. El “nuevo estatuto” ha sido pactado previamente por PNV y Bildu, tiene visos de inconstitucionalidad, y al que le tocará ponerse enfrente es al PSOE, socio de gobierno autonómico con Íñigo Urkullu.

Pero hay más votos precisos para sacar adelante los PGE. Por ejemplo, los cuatro escaños de Compromís en el Congreso, con los que nada se negoció en época de Rajoy. Entonces la excusa era que éste no los necesitaba, así que ni lo intentaron. Pero ahora son necesarios. Por tanto cabría pensar que Pablo Iglesias, más que nada para no hacernos de menos, también debería visitar Valencia a fin de negociarlos con Mónica Oltra.

 

Comenta esta noticia