22 de noviembre de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Alta tensión en 'Sálvame': Raquel Bollo monta el 'pollo'

El debate en'Sálvame' sobre Antonio David y Rocío Carrasco acabó como el rosario de la aurora por culpa de una gravísima acusación que hundió en el plató a la ex de Chiquetete.



Puede ser que Raquel Bollo se esté arrepintiendo ya de haber decidido regresar a la televisión tras un tiempo fuera de foco. Porque desde que retomó su asiento en Sálvame lo suyo no han sido más que penas y amarguras.

Que filtraran que su hija Alma estaba embarazada fue un palo que la ex de Chiquetete tuvo que tragarse en directo. Menudo sapo. Pero lo que Raquel Bollo no esperaba es una descomunal pelea en el plató de Sálvame con quien otrora había sido un buen amigo. O al menos eso es lo que ella pensaba. Rafa Mora hizo que Raquel se rompiera ante la estupefacción de los demás colaboradores y de los televidentes.

Todo sucedía este viernes por la tarde, Raquel defendía a capa y espada a Antonio David en su conflicto familiar y judicial con su ex, Rocío Carrasco. Una defensa que se debe, en parte, a la estrecha amistad que une a Raquel Bollo con Olga, la actual mujer del concursante de Gran Hermano VIP.

 

Kiko Hernández pide mesura

Aún así, Kiko Hernández le pedía mesura a la sevillana en sus palabras pues le aseguraba que Rociíto no tenía ningún problema en denunciar. A este argumento se sumaba el de Rafa Mora que aseguraba que Raquel se implicaba tanto en la defensa de Antonio David para poder ir más días al plató de Sálvame.

Ante esta acusación, Raquel Bollo rompía a llorar y abandonaba el programa. Un llanto que tenía una explicación muy clara: "Yo no soy periodista, soy colaboradora, pero creo que hay un código, hay que ir a las fuentes, pero resulta que si tú tienes la fuente y defiendes la postura de esa fuente lo estás utilizando para venir más días".

 

Comenta esta noticia
Update CMP