16 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Arrimadas desmonta a Bescansa en dos golpes y Robles muestra la agonía del PSOE

Como se preveía, el primer debate televisivo del 26-J se ha convertido en un juicio a la gestión de los últimos cuatro meses. Los datos del CIS demostraron el nerviosismo del PSOE.

Una Inés Arrimadas enérgica, una Andrea Levy solvente, una muy nerviosa y bronca Margarita Robles y una vacilante pero seria Carolina Bescansa. Como avanzaban todos los expertos, el arranque de la campaña se convirtió este jueves en un juicio a los meses de negociaciones fallidas tras los resultados del 20-D. El primer debate electoral del 26-J, el "debate de mujeres" de Antena 3, se convirtió en un ajuste de cuentas entre los cuatro grandes partidos en un debate agrio y con constantes interrupciones desde su inicio.

El primer debate televisivo que protagonizaron en el plató de Antena 3 las representantes de PP, PSOE, Podemos y Ciudadanos, Andrea Levy, Margarita Robles, Carolina Bescansa e Inés Arrimadas, se convirtió en un "juicio oral" sobre las estrategias de los partidos en los últimos cuatro meses.

Con los datos del CIS conocidos este jueves aún frescos sobre la mesa, Levy acusó al PSOE de haber frustrado la legislatura por los "vetos" y  las "líneas rojas" que Sánchez impuso sobre Rajoy y recordó que los populares garantizan la estabilidad y la moderación.

La representante de Ciudadanos, Inés Arrimadas, recordó que la formación de Albert Rivera ha sido la única formación que se ha sentado tras el 20-D con el resto de partidos reivindicando el "centro político" y, en uno de los momentos más sonados del debate desmontó con dos "rejonazos" a Podemos. Primero, reprochó a Bescansa haber "copiado y haber copiado mal" la propuesta de contrato estable de Ciudadanos.

Pero este no fue el único "zasca", que una siempre muy segura Arrimadas, asestó a Bescansa dejando en evidencia la vacuidad de Podemos a la hora de hablar de temas serios: "Nuestra memoria económica no es un catálogo de Ikea, hecho por publicistas, nuestra memoria económica la han hecho economistas, no publicistas, porque hay que cuadrar las cuentas", sentenció.

Por su parte, la representante de Podemos, Carolina Bescansa, reprochó al PSOE su estrategia "equivocada" de pactos y reiteró su oferta a los socialistas para un gobierno de izquierdas, con socialistas, populistas y comunistas.

La número dos del PSOE por Madrid, Margarita Robles, defendió el "compromiso" de su líder al intentar lograr la investidura y reprochó a Iglesias que sólo haya puesto sobre la mesa la exigencia de cargos.

Claro que si hubo un momentazo comentado de Robles fue el desliz que tuvo con los jueces: "Es imprescindible que se ayude a los jueces", decía la participante socialista, cuando añadió: "El PSOE se ha puesto para otro lado, no ha ayudado ni colaborado con los jueces". Justo a continuación se dio cuenta y corrigió: "Esto lo hace el PP". Demasiado tarde, a Inés Arrimadas ya le había dado un incontrolable ataque de risa que fue de lo más comentado en las redes sociales.

Moderadas por el periodista Vicente Vallés, las representantes de PP, PSOE, Podemos y Ciudadanos debatieron en varios bloques sobre pactos electorales, economía y corrupción. También Venezuela protagonizó parte del debate, así como la crisis de los refugiados.

 

 

 

 

 

 

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP