17 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Savater estalla ante el acoso en Alsasua: "La izquierda nunca ha caído tan bajo"

El filósofo denuncia que el Gobierno haya arremetido contra el homenaje a la Guardia Civil y no contra los violentos, lo propio en un Ejecutivo "que se quiere mantener con indeseables".

Tras el bochornoso acoso sufrido en Alsasua y la aún más vergonzosa reacción del Gobierno, criticando la convocatoria por “provocadora”, uno de los ilustres asistentes al homenaje a la Guardia Civil y al Estado de Derecho, Fernando Savater, ha estallado y ha replicado con vehemencia al Ejecutivo y al PSOE.

En declaraciones realizada a ABC, al filósofo no deja de resultarle llamativo que apenas haya trascendido qué se dijo en el acto de España Ciudadana  y se haya informado más de la violencia ejercida contra sus participantes. Entre ellos, los del “personaje impresentable” que se atrevió a manifestar que el domingo “fueron a agitar el odio a Alsasua los que nunca tuvieron que mirar por la mañana bajo su coche”, palabra del portavoz socialista en el Senado, Ander Gil, que el filósofo tacha de “inclasificable”.

“Es uno de los puntos más bajos que ha alcanzado nunca la izquierda y algún representante de la derecha”, deplora el intelectual vasco, al tiempo que recuerda al senador del PSOE que eso de no tener que estar pendiente de las amenazas de ETA “habrá sido él. Otros, desgraciadamente, nos hemos pasado muchos años mirando bajo el coche, y no digamos gente como Ortega Lara o como Beatriz Sánchez (otra de las intervinientes en el acto), que sufrió un atentado en la casa-cuartel de Zaragoza a los cinco años”.

De Ander Gil añade que “no tiene entidad para tomarlo en serio”, pero que lo del ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, previniendo de ir a “defender nuestras creencias” en según qué contextos, sí lo es. “Con la experiencia de muchos años dando la cara por el País Vasco, si nos hubiéramos atenido a los modos de no provocar, de no crispar, seguro que el lendakari sería hoy Arnaldo Otegi y el jefe de la Ertzaintza ‘el carnicero de Mondragón”.

Ha sido, en opinión de Savater, una reacción “de las más desmoralizadoras” la del Ejecutivo en relación a este episodio, propia “de un gobierno que llegó al poder mediante una triquiñuela y que se quiere mantener a costa de congraciarse con los elementos menos deseables”. 

Comenta esta noticia
Update CMP