22 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Los Mossos dejan colocar cruces amarillas y detienen a quien trata de impedirlo

Imagen de la detención del "constitucionalista".

Imagen de la detención del "constitucionalista".

En una muestra más de "colaboración" con los independentistas la actuación de la policía catalana en Mataró ha indignado a los vecinos. Incidentes provocados por los llamados CDR.



La convocatoria de plantada de cruces amarillas en la playa de Mataró (Barcelona) ha sido sustituida por un despliegue de un centenar de bufandas amarillas dispuestas sobre la arena en forma de cruz ante la presencia de agentes de los Mossos d'Esquadra y de la Policía Local.

Presencia y permisividad de la policía catalana que incluso llegaba a detener a quien trataba de impedirlo con la "excusa" de evitar "males mayores". 

Pese a que desde el Ayuntamiento de Mataró, cuyo alcalde es el socialista David Bote, se había dado la orden de prohibir la colocación de cualquier tipo de cruz amarilla en la localidad, los Mossos d’Esquadra se mostraron totalmente pasivos ante los independentistas e incluso, no dudaron en detener a un ciudadano que trató de quitarlas, con la excusa de “evitar enfrentamientos mayores”.

Esta actitud de los Mossos d’Esquadra no ha gustado nada a los propios vecinos de Mataró y a miles de catalanes, que a través de las redes sociales han mostrado su malestar con la policía catalana, que podría estar de nuevo bajo las órdenes de los golpistas.

A través de Twitter, numerosos defensores de la unidad de España criticaron a los Mossos d’Esquadra: “La Policía política del separatismo”, decían, entre otras muchas acusaciones. Incluso se llegaba a pedir la dimisión del alcalde de Mataró por la colaboración también de la Policía Local.

Se ha registrado mucha tensión y algunos incidentes en una mañana tensa en Mataró.

Denuncia de Ciudadanos

La diputada de Cs en el Parlament catalán Lorena Roldán ha afirmado  que las playas de Cataluña no pueden convertirse en "una especie de cementerio ideológico", en relación a la colocación de cruces amarillas de tela en la playa de Mataró (Barcelona), convocada por el Comité de Defensa de la República (CDR).

En declaraciones a los medios, ha asegurado que la actitud "irresponsable" de los partidos independentistas, con el presidente de la Generalitat, Quim Torra, al frente, es lo que está contribuyendo a que haya ruptura en la calle, por lo que ha insistido en que tienen la obligación de garantizar la convivencia en Cataluña y de rechazar cualquier tipo de opinión que sea violenta.

En este sentido, ha recordado que Cs presentó varias iniciativas en el Parlament para condenar la violencia, y que los partidos independentistas no se quisieron sumar: "Lo encuentro una irresponsabilidad, está en manos de todos y sobre todo de los partidos independentistas que realmente se quiera trabajar para todos los catalanes".

Ha afirmado que Torra "no tiene ninguna intención de formar gobierno ni de hacer de presidente", y ha acusado a los partidos soberanistas de intentar tapar con símbolos partidistas su incapacidad para formar un gobierno para todos los catalanes.

Asimismo, ha dicho que "ni Torra ni Puigdemont quieren que se levante el 155 porque si no hubieran formado otro tipo de gobierno", y que con el nombramiento del nuevo Govern queda claro que lo único que buscan es formar un comité para la independencia.

"Torra está siguiendo una hoja de ruta que le ha marcado Puigdemont, y el 'show' de Torra no ha hecho más que empezar", ha aseverado.

Comenta esta noticia
Update CMP