Los despedidos en La Ribera en mayo no cobrarán el paro a tiempo

Los efectos laborales de la “reversión” del Hospital de Alzira ya se dejan notar. Para los que entran, y para los que salen.



Para los que entran las cosas van rodadas. Pero para los que salen -y despedidos en mayo ha habido unos cuantos- los problemas crecen. De momento no van a cobrar a tiempo su primer mes de paro porque Sanidad no remitió cuando correspondía la información al SEPE, según fuentes sindicales.

Además, para las próximas elecciones sindicales se prevé que pueda votar personal con tan sólo un mes de antigüedad, pertenecientes a sindicatos afines, que ha entrado como auxiliares y celadores.

Otro problema importante de personal que se está produciendo es la falta de médicos, que contrasta con el aumento de mandos intermedios. Actualmente residentes de cuatro años están ya trabajando como adjuntos, según las citadas fuentes.

Una que se va de La Ribera, pero por iniciativa propia, es Carmen López, directora económica desde la “reversión”, que con apenas dos meses en el cargo ha decidido dejarlo por discrepancias con la gerente, Isabel González, informa El Mundo. Sanidad en cambio habla de razones personales para justificar la espantada. Al parecer el férreo control de González sobre López en materia de compras está detrás de esta decisión, según dicho diario.

 

 

Comenta esta noticia
Update CMP