22 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Un enorme Alonso defiende a las víctimas de ETA de una humillación histórica

El líder del PP en el Parlamento Vasco, Alfonso Alonso.

El líder del PP en el Parlamento Vasco, Alfonso Alonso.

El Parlamento vasco ha vivido este jueves una jornada negra para la democracia, con el PSE y Podemos prestándose a aplaudir a la banda terrorista por su desarme junto a Bildu y el PNV.

Todos los partidos del Parlamento vasco, a excepción del PP, han sumado sus fuerzas en una fotografía para "blanquear" el supuesto desarme de la banda terrorista ETA.

PNV, PSE, Podemos y Bildu han respaldado este jueves en el pleno de la Cámara de Vitoria una resolución de apoyo al anuncio realizado por los terroristas de dar a conocer este próximo sábado la localización de sus zulos en Francia.

El portavoz del PP en la Cámara Vasca y líder de los populares, Alfonso Alonso, ha advertido del error histórico que esta iniciativa supone. Alonso ha calificado la resolución en favor del desarme de "desafortunado disparate en el fondo y en la forma" y ha asegurado que es "humillante" que un parlamento democrático se rebaje a "instar" a una organización terrorista.

¿Por qué es necesaria está resolución, hacerse eco de la propaganda para camuflar la derrota de ETA?, se pregunta el PP

En este sentido, el portavoz del PP ha insistido en que la verificación del desarme la deben llevar a cabo "los jueces y los policías". "Es bueno que ETA asuma que con su derrota no puede obtener precio a cambio", ha enfatizado.

Alonso ha lamentado que la resolución no condene la "ideología" que sostuvo al terrorismo etarra durante cuatro décadas y ha reclamado "dignidad" para las víctimas. ¿Por qué es necesaria está resolución, hacerse eco de la propaganda para camuflar la derrota de ETA?. ¿Lo están haciendo ustedes por cálculo político?, se ha preguntado.

"Éste no es el camino para la deslegitimación social de la violencia", ha advertido el líder de los populares vascos, al recordar el protagonismo que ha asumido en este asunto Arnaldo Otegi. "El está satisfecho y piensa que éste es un buen día", se ha lamentado.

A su juicio, para Otegi fue un buen día porque "consiguió establecer un cordón sanitario en torno al PP". "Logró sacar de esa imagen del final del terror a algunos de los que más han sufrido y a quienes fueron artífices de quienes han conseguido que ETA no consiga absolutamente nada después de 40 años de asesinatos y de extorsión al conjunto de la sociedad vasca", ha manifestado.

"Lo que ETA tiene pendiente"

En defensa de su iniciativa, el socialista José Antonio Pastor ha justificado la postura del PSE de esta forma: "Hacemos lo que está en nuestras manos para que ETA culmine lo que tiene pendiente". 

En nombre del PNV, Joseba Egíbar ha agradecido la labor de los mediadores internacionales y ha reclamado a los gobiernos central y vasco que garanticen que el desarme se realice con "seguridad y legalidad".

La iniciativa de PNV y PSE, en formato de proposición no de ley, pide a la banda terrorista que proceda a "un único acto de desarme unilateral, completo, definitivo y verificado en el más breve espacio de tiempo posible" y emplaza a los gobiernos español y francés a "coadyuvar a la culminación del desarme" de ETA.

También la dirección nacional del PP ha justificado este jueves la posición de los populares vascos al negarse a formar parte del "teatro". "No tengo nada que hablar con ETA y con sus cómplices", ha subrayado su vicesecretario de Comunicación, Pablo Casado.

En esta misma línea, su compañero Javier Maroto ha considerado "incompatible" que el PSOE esté a la vez "en la misma mesa sonriendo" con el líder de Sortu, Arnaldo Otegi, y "defendiendo cuestiones de Estado" con el PP.

Intelectuales y víctimas contra el "blanqueo"

Mientras, tras la polémica resolución del Parlamento vasco, víctimas de la banda terrorista, políticos e intelectuales han unido fuerzas a través de un manifiesto para pedir "un modelo de fin de ETA sin impunidad", especialmente ante el anuncio "de una entrega de armas mediática y propagandística" que a su juicio tiene una inequívoca connotación de autoblanqueo".

El manifiesto, que ha logrado superar en tan sólo 48 horas las 4.500 adhesiones, lo impulsan el filósofo Fernando Savater, el exconsejero vasco del PNV Joseba Arregi, la eurodiputada de UPyD, Maite Pagazaurtundua, el exetarra y miembro del PSE Teo Uriarte, la presidenta del Colectivo de Víctimas del Terrorismo (COVITE), Consuelo Ordóñez, el historiador Luis Castells y el catedrático Martín Alonso.

Entre los firmantes hay víctimas como Ana Iríbar (viuda de Gregorio Ordóñez) y Javier Rupérez, escritores (Fernando Aramburu, Félix de Azúa, Andrés Trapiello, Fernando Iwasaki, Félix Ovejero) y otros intelectuales y artistas como Carmen Iglesias, Agustín Ibarrola y el director del Euskobarómetro, Francisco Llera.

También hay políticos como la que fuera fundadora de UPyD Rosa Díez, su exdiputado Gorka Maneiro y la exdiputada del PPCayetana Álvarez de Toledo.

En su texto, advierten contra una política penitenciaria que excarcele anticipadamente a los etarras, aunque sea "enmascarándolo en una aplicación laxa de grados", supondría "una forma de autoridad".

Comenta esta noticia
Update CMP