06 de junio de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El Gobierno aprueba convertir las próximas dos semanas en un "domingo" perpetuo

A la izquierda, la ministra de Trabajo, Yolanda Diaz, junto a la ministra portavoz, María Jesús Montero.

A la izquierda, la ministra de Trabajo, Yolanda Diaz, junto a la ministra portavoz, María Jesús Montero.

Desde este lunes, todos los trabajadores de actividades no esenciales disfrutarán de un permiso retribuido recuperable, cuyas horas tendrá que devolver el empleado hasta el 31 de diciembre.

El Gobierno ha aprobado este domingo, en un consejo de ministros extraordinario, y tal y como anunció este sábado el presidente, Pedro Sánchez, un real decreto inédito en democracia: la paralización de toda actividad económica no esencial.

Su objetivo es reducir al máximo la movilidad y contribuir a bajar aún más las probabilidades de contagio del coronavirus, que se ha cobrado en las últimas 24 horas 838 fallecidos más y un incremento de 6.549 en el número de contagios en España, aunque hay datos para la esperanza, como la curación de  14.709 pacientes (2.424 más que el sábado) y la ralentización del ritmo de contagios.

 

Esta paralización casi total del país se logrará mediante la concesión de un permiso retribuido recuperable durante dos semanas, desde este lunes, 30 de abril, hasta el 9 de abril, tal y como ha informado la ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, que ha aclarado que en el fondo se trata sólo de "ocho días laborables". 

"Desde este lunes todos los trabajadores nos quedamos en casa", ha afirmado Díaz, que ha concretado que los empleados afectados por la medida cobrarán su sueldo íntegro y tendrán que devolver las horas no trabajadas a sus empleadores "de forma negociada" y hasta el próximo 31 de diciembre.

 

"Necesitamos la movilidad de un domingo"

"El objetivo incrementar el confinamiento tiene que ver con una misión de Gobierno y pueblo: Conseguir una movilidad absolutamente reducida, la conversión de todos los días de la semana en domingo. Necesitamos la movilidad de un domingo", ha añadido la ministra de Trabajo.

 

A este permiso retribuido extraordinario, no podrán acogerse los trabajadores que desempeñen su labor a distancia o mediante el teletrabajo; los que se encuentren en situación de incapacidad laboral; los que estén disfrutando de un permiso por maternidad o por paternidad; y los empleados que ya hayan sido objeto de un ERTE como consecuencia de las primeras medidas de confinamiento que ordenó el Gobierno, hace ya 15 días.  Tampoco, los excluidos por el decreto de estado de alarma y los trabajadores considerados esenciales, como el personal sanitario.

Yolanda Díaz ha aprovechado para lanzar esta advertencia a quienes vean con malos ojos esta medida: “El Gobierno prioriza el interés general por encima del interés particular. No vamos a aceptar presiones en orden a mantener este confinamiento que en estos días va a ser más duro”.

 

Montero: sirve para "ganar tiempo"

Previamente  a las explicaciones de Yolanda Díaz ha intervenido la ministra de Hacienda y portavoz del Gobierno, Jesús Montero, que ha asegurado que el “endurecimiento de las medidas de confinamiento” que supone esta permiso retribuido recuperable para empleados de sectores no esenciales es fundamental para “reducir la transmisión del virus” y que la movilidad sea igual de reducida en España que el fin de semana pasado, el primero completo bajo el estado de alarma que entró en vigor el pasado 14 de marzo.

Se trata, en palabras de Montero, de “ganar tiempo para que nuestro sistema sanitario siga atendiendo a todas las personas con criterios de calidad y para que entre todos seamos capaces de proteger a las personas más vulnerables ante esta enfermedad”.

 

 

 

 

Comenta esta noticia