24 de marzo de 2019 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La nuera de Isabel Pantoja le da un repaso a toda la familia y se queda a gusto

Irene Rosales, la mujer de Kiko Rivera, se muestra esperanzada por la recuperación de su marido tras su depresión, da consejos a su cuñada Chabelita y revela la nueva vida de su suegra.

¿Cómo está el clan Pantoja? ¿Qué ambiente se respira en Cantora? ¿Se ha recuperado Kiko de su depresión? ¿Ha empezado Isabel Pantoja una nueva vida? A estas y otras preguntas ha respondido recientemente Irene Rosales, la mujer de Kiko Rivera, durante un evento en Madrid donde 'amadrinó' una marca de dulces y en la que habló largo y tendido con la prensa.

Uno de los asuntos más polémicos de las últimas semanas ha sido el famoso robo ocurrido en Cantora. La nuera de Isabel Pantoja aseguró haberse enterado de la noticia a través de la prensa: "Es un tema que tiene que valorar mi suegra. Nosotros no sabíamos nada. No sabemos lo que se han llevado o dejado de llevar".

Más divertida estuvo cuando habló sobre el episodio de Isabel Pantoja y el bocadillo de choped que se comió en un supermercado: "También me enteré por la tele. Es algo absurdo. Hace poquito fui con mi hija mayor al supermercado y quería un zumo. Le dije que su abuela con el bocadillo y ella iba a salir con el zumo. Es algo tan normal, que hemos hecho todos y quien diga que no, miente. No hay que darle mayor importancia".

Sobre el paso de su cuñada Chabelita Pantoja por Gran Hermano VIP, asegura sentirse muy orgullosa de su concurso: "Soy espectadora del programa, aunque te tengo que confesar que últimamente menos porque tengo que cuidar de las niñas. Cada vez que tengo tiempo libre me pongo el programa y lo sigo, sobre todo para ver a Isa". Se muestra muy conciliadora cuando habla sobre la relación de su cuñada con Omar Montes, que tantas idas y venidas han protagonizado en los meses: "Si ella está feliz en el momento, la apoyamos en todo. Creo que he coincidido con Omar un par de veces y conmigo siempre ha sido un chico encantador y muy educado. Si ella está feliz, siempre la voy a apoyar".

 

Asegura que serán unas navidades muy especiales gracias a la recuperación de Kiko de la depresión que padeció hasta hace muy poco: "Está muy recuperado pero no es una cosa que se quita de la noche a la mañana. Sigue teniendo su proceso y creo que ya lo que le hacía falta era volver al trabajo bien y verse animado. Ahora mismo está muy bien", comentó, destacando también su cambio físico tras perder cuarenta kilos.

También comentó el sorprendente cambio de actitud de su suegra Isabel Pantoja en los últimos meses que, tras mucho tiempo recluida en Cantora, cada vez es más habitual verla disfrutando fuera de la finca: "La Isabel de ahora es la misma Isabel de siempre. Es verdad que antes era con unas circunstancias y ahora es con otras. Yo prefiero la de ahora, que siempre está alegre y contenta y que salga todo lo que tenga que salir. Si tenemos que salir algún día a comer o cenar, tampoco tiene por qué ser Navidad. Hasta hace poco lo hemos hecho y lo vamos a seguir haciendo", añadió.

 

Comenta esta noticia
Update CMP