22 de octubre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Las feministas callan ante la pasarela de la ministra Montero: todos sus posados

A la ministra de Igualdad cada vez se le ve más cómoda posando.

A la ministra de Igualdad cada vez se le ve más cómoda posando.

La titular de Igualdad ha cogido el gusto a lucir "modelitos" en las revistas de moda y del corazón, en las que habla abiertamente de su vida privada y la del vicepresidente segundo.

Feminismos Podemos no ha dicho ni una sola palabra sobre el reportaje de Irene Montero en la revista Vanity Fair, pese a la polvareda levantada en la prensa y las redes sociales. Si no tanto por las fotos, al menos por el momento elegido para hacérselas, en medio de una segunda oleada terrorífica. 

El caso es que empieza a ser costumbre que la ministra de Igualdad coleccione posados en las revistas de moda y del corazón, a lo que ella se defiende diciendo: "Somos plurales y mi responsabilidad es acudir a los medios que me invitan, incluso si es para disentir con ellos".

El mes pasado fue una entrevista con Rosa Villacastín para la revista Diez Minutos. Ahora una con Joana Bonet. Y en medio, Pedro Sánchez retiró en agosto el anteproyecto de la Ley Orgánica de libertades sexuales, la ley del solo sí es sí, por su dudosa calidad jurídica (ahora está en fase de reelaboración antes de ser enviada a los órganos consultivos del Estado). 

Montero ya acumula en su haber un buen puñado de reportajes de esos que según diría su propio partido, al menos en otra época, cosifican a la mujer.

El primero fue para la revista Fashion&Arts, cuando ella portavoz de Podemos en el Congreso. Corría el verano de 2017 y lucía modelitos bajo el titular La jefa de la tribu.

En la revista Fashion&Arts.

 

En este tiempo Montero también ha hecho sus pinitos en la revista Glamour, en la que protagonizó la portada del número de abril de 2019. Iba vestida con camisa de Masscob y pantalones de Cos, se encargó de resaltar la publicación. 

En Glamour, la ahora ministra elogiaba la valentía de su pareja por haberse cogido una baja de paternidad, no precisamente para estarse "de vacaciones". 

En la revista Glamour.

 

Aunque el reportaje que la coronó como La Preysler de Galapagar fue éste de la revista Diez Minutos, en el que presumía de que "Pablo" -el vicepresidente- y ella tienen un reparto justo de las tareas domésticas. 

En la revista Diez Minutos.

 

Y ahora el de Vanity Fair, que llega con España sumida en una crisis sanitaria, económica y social de proporciones descomunales.

En la revista Vanity Fair. 

Feminismos Podemos no ha dicho ni una sola palabra sobre el reportaje de Irene Montero en la revista Vanity Fair, pese a la polvareda levantada en la prensa y las redes sociales. Si no tanto por las fotos, al menos por el momento elegido para hacérselas, en medio de una segunda oleada terrorífica. 

El caso es que empieza a ser costumbre que la ministra de Igualdad coleccione posados en las revistas de moda y del corazón, a lo que ella se defiende diciendo: "Somos plurales y mi responsabilidad es acudir a los medios que me invitan, incluso si es para disentir con ellos".

El mes pasado fue una entrevista con Rosa Villacastín para la revista Diez Minutos. Ahora una con Joana Bonet. Y en medio, Pedro Sánchez ha tenido que retirar por vergüenza torera 

   

La Preysler de Galapagar

 

e moda revista Fashion&Arts en verano, luciendo modelitos. De esos que según su propio partido cosifican a la mujer.

En él, titulado La jefa de la tribuMontero se saltaba muchas de sus propias normas y hasta hablaba de su relación con Pablo Iglesias, al que prefiere referirse como "compañero" que como "novio".

 

revista Glamour, Vanity Fair, Diez Minutos,  Fashion&Arts 

Comenta esta noticia