22 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT
  • Saúl Ortiz

    El Coso Rosa

    Repaso con agilidad torera los embistes de diestro y siniestro sin que me tiemble el estoque, con el que me enfrento a los morlacos bravos y a los mansos. Me gustan las tardes de gloria, aunque a veces la vuelta al ruedo sea, más bien, una desvergüenza. Entraré siempre a matar aunque antes me deba persignar.

Una Carmen Gahona muy alterada y fuera de sí protagoniza una escena dramática

Quiere seguir en la palestra televisiva aunque, para ello, deba cruzar la frontera de lo prohibido. La novia de Chiquetete ha protagonizado una escena dramática que le pasará factura.

Carmen Gahona busca el calor de los focos. Es consciente que la burbujeante etapa televisiva que vivió en pleno estío ha llegado a su final. Se resiste a dejar de ser actualidad y, en efecto, elabora una estrategia para seguir adelante. Los suyos son coletazos tardíos en los que poco o nada hay de verdad. Ni siquiera la separación sentimental que Carmen y Antonio han ventilado en numerosos foros. Sospecho que, incluso, la entrevista de  Chiquetete en Diez Minutos no es más que parte de la hoja de ruta de la pareja para recuperar la proyección perdida. Sin embargo, no todo debería valer en su lucha por la fama. Resulta bochornoso que se haya permitido que el cantante asegure en público que Raquel Bollo -con una sentencia que reconoce que fue víctima de malos tratos- es la mujer que más daño le ha hecho. Considero que las autoridades deberían abandonar la posición de eterna comodidad y abordar directamente semejante torpeza mediática. Sus declaraciones son una oda a la violencia de género, la imperdonable frivolidad de una lacra social que acumula casi una decena de muertes en lo que llevamos de año. 

Pero en su afán por permanecer en primera plana les lleva a acometer hechos insólitos. Me explican que hace algunas semanas Carmen localizó a un hombre de raza negra que, según ella, le había grabado en una situación comprometida. El encuentro resultó muy desagradable. Tanto, que me aseguran que el joven va a interponer una denuncia por amenazas contra la Gahona. Está asustado y tembloroso ante las duras advertencias. O tal parece. Quien me relata los episodios denunciados describe a una Carmen fuera de sí, muy alterada y con "el diablo saliéndole por la boca" que, al parecer, arremetía contra diestro y siniestro asegurando que es víctima de una caza de brujas.

Llueve sobre mojado. No es la primera vez que sucede algo similar. Carmen fue protagonista de una escena parecida con quien fuera mano derecha de Chiquetete. Las imágenes, emitidas en la versión Deluxe de Sálvame, no dejaron lugar a las dudas. Insultos, desprecios y graves amenazas que acabaron colmando la paciencia de Pepe García que, además de acudir a los juzgados, denunció públicamente los hechos temiendo que la Gahona pudiera cumplir con sus terribles promesas. 

 
Comenta esta noticia
Update CMP