11 de agosto de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Santiago González arrasa en A3 a TVE y Telecinco con Golpe y Vallés pletóricos

Santiago González, con las estrellas de Antena 3

Santiago González, con las estrellas de Antena 3

Antena 3 Noticias cierra temporada con unas audiencias de récord frente a sus rivales. Las claves de su éxito son sencillas de explicar pero difícil de conseguir. Y son éstas.

 

 

 

El final de la temporada, en lo que respecta a la oferta informativa, tiene un claro ganador: Antena 3 Noticias. Los Informativos de Antena 3 han vuelto a revalidar el título del liderazgo en esa materia. Un feliz aniversario para su director, Santiago González, que llegó a Antena 3 Noticias en julio de 2016 y que, pico y pala, con discreción, ha ido construyendo sobre pilares firmes el liderazgo informativo de la cadena mayor de Atresmedia. Lo que parecía imposible se ha convertido en una realidad.

Los ingredientes de la receta de González, según cuentan, son simples: trabajo, seguimiento de las audiencias y los temas de actualidad, grandes dosis de libertad a los responsables de los equipos y un cierto sosiego que no choca con la crítica acerada, pero sin estridencias.  Todo a través de un gran equipo periodístico y técnico.

Ahí están los resultados. Un 15,3% y 2.178.000 espectadores de media respaldan el producto informativo de González, con el informativo de Sandra Golpe como “buque insignia”. Antena 3 Noticias 1 es, hoy por hoy, el espacio informativo más competitivo y visto de la franja de sobremesa, siendo imbatible durante veintinueve meses.

 

A la joya de la corona hay que sumar la segunda edición, dirigida por Vicente Vallés junto a Esther Vaquero. Vallés, al que las hojas parroquiales moradas intentan salpicar con detritus sobre su compañerismo (seguro que él nunca ha torrefactado una tarjeta SD en el microondas), se ha convertido en un referente a la hora de liquidar bulos interesados.

Con su larga trayectoria profesional, tiene acreditada de sobra la objetividad como para molestarse por los picotazos de unos y otros. Es, por derecho propio, el Walter Cronkite español.

 

 

Todo esto contrasta profundamente con las cadenas del otro gran gigante televisivo español, Mediaset, cuya apuesta por los informativos cotiza a la baja. El grupo de Paolo Vasile sigue poniendo toda la carne en el asador por los ‘realities’ y los productos de La Fábrica de la Tele mientras que el área de Pedro Piqueras se encuentra en segunda fila. En Cuatro, de hecho, ni siquiera existen.

Lo de RTVE

Pero, al fin y al cabo, se trata de decisiones de una empresa privada. Más llamativa resulta la deriva de TVE, en otro tiempo auténtico referente de la información. La gestión del tándem formado por Rosa María Mateo y Enric Hernández ha conseguido convertir el Telediario en un símbolo de aburrimiento. Los datos de junio son crueles: los informativos de La 1 promediaron un 10,8% frente a los de Antena 3, líderes con un 16,9%, o los de Telecinco, con un 16,2%.

Los datos no mienten. Otra cosa es aquellos que achacaban las caídas de audiencia de la cadena pública a la “manipulación” del anterior equipo y del anterior Gobierno. Siguiendo esa misma lógica, ¿hay que entender que esa “manipulación” ha ido a más? La pregunta se responde sola. 

Comenta esta noticia