10 de julio de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

"Egocéntrica" y con "mala leche": ponen a caldo a otra vieja conocida de Sálvame

En "Sálvame" esta vez le tocó a Mila Ximénez el test de los calificativos.

En "Sálvame" esta vez le tocó a Mila Ximénez el test de los calificativos.

Transversal y muy democrático a la hora de repartir adjetivos descalificativos y esparcir basurilla entre sus propios colaboradores. Otra cosa no se puede decir del programa de Telecinco.

Cómo iba a pensar en su momento Miguel Frigenti que el listado de calificativos que dedicó a Terelu Campos hace años fuera a dar tanto que hablar. En el pasado, llamó a la entonces colaboradora de Sálvame elitista, clasista, soberbia, egocéntrica, pelota y mala profesional, por lo que el programa encuestó al resto de colaboradores para saber si pensaban lo mismo.

Pero eso no fue nada más que el principio, que abrió la puerta a un nuevo y peligroso "juego" en el magacín corazonero; a partir de ahí le tocó someterse al escrutinio de sus compañeros a Belén Esteban y, ahora, a Mila Ximénez. Para Belén, su compañera es elitista aunque no clasista y sí tiene un punto soberbio.

Para ella, Mila no es nada pelota pero sí es “un poco egocéntrica”. Eso sí, tiene clarísimo que es profesional lo es y “mucho”… Pero ¿Cómo anda de mala leche? “Como yo, tiene mucha”, sentención la princesa del pueblo.

Rafa Mora coincidia con Belén en casi todo, también en lo de la mala leche, pero le adjudicó un par de adjetivos más como egocéntrica o elitista. En este último calificativo coincidía Kiko Matamoros, también opina igual en lo de soberbia y le pone un punto más, como en la “mala leche”.

Para Antonio David Flores, Mila fue “elitista” y “clasista” durante su matrimonio con Manolo Santana, pero ya no se le pueden adjudicar estos calificativos. Además, dejó claro que con él siempre se ha mostrado “humilde”, destacando que su comportamiento con él en GH VIP fue “excelente” y “generoso”, con lo que no puede categorizarla como soberbia, aunque sí con un punto egocéntrico.

Con él coincidía Jesús Manuel Ruiz, aunque para él sí que tiene un punto de soberbia y egocéntrica: “Ese punto se necesita”.


Comenta esta noticia