30 de septiembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

5 pueblos del País Vasco que no debes perderte si visitas esta Comunidad

Visitar Euskadi es una delicia y no solo por su gastronomía

Toda la costa vasca está poblada de pequeños municipios con un encanto muy diferente al del resto del país. Si este verano, tu idea es acercarte hasta Euskadi, te vas a encontrar con varias ventajas: de entrada es una Comunidad muy pequeña, así que puedes trasladarte de una provincia a otra en el mismo día; en todas partes vas a comer de lujo y además a lo largo de toda la costa encontrarás pequeñas calas  en las que podrás darte un buen baño sin temer que hacer cola

Hondarribia (Fuenterrabía)

Es uno de los municipios imprescindibles si visitas Guipuzcoa.  Situado a unos 20 km al este de la capital, San Sebastián, en la desembocadura del río Bidasoa con la bahía de Chingudi. El bullicio de su barrio marinero con sus casas de balconadas de madera pintadas del color del casco de los barcos pesqueros, contrasta con la sobriedad de los edificios históricos y señoriales del casco viejo que todavía conserva partes de su antigua muralla y donde no puedes dejar de visitar el palacio Zuloaga del s. XVIII, el Palacio Eguiluz, también conocido como Casa de Juana la Loca, del XVII y  el Castillo de Carlos V, junto a la Plaza de Armas, así como la Iglesia parroquial de Santa María de la Asunción y del Manzano, de estilo gótico aunque con añadidos posteriores renacentistas y barrocos. 

En Hondarribia , como en todo el País vasco, te podrás poner morado de pintxos y comer un pescado exquisito. Te sugerimos el restaurante Ainere (Nagusi Kalea, 31) para probar un buen rape, el bar Ignacio (San Pedro Kalea, 20) donde algunos dicen que se hace la mejor tortilla de patatas del mundo y para los sibaritas y buscadores de sabores creativos, el Gran Sol (San Pedro Kalea, 63)

 

Azpeitia

También en Guipuzcoa, Azpeitia es una localidad situada a orillas del río Urola y bajo el macizo del Izarraitz, que cuenta con distintos núcleos poblacionales entre los que destaca el de Loyola, cuna de San Ignacio, fundador de la Orden de los Jesuítas, y en donde podemos admirar el monumental conjunto religioso construído en torno a la casa natal del Santo y donde es imposible no admirar su Santuario rematado por una colosal cúpula de 65 m.

Además te recomendamos que no te pierdas el conjunto de caseríos y la  herrería del barrio de Aratz-Erreka  y el de edificios blasonados del barrio Eizagirre. 

 

Bermeo 

Pueblo pesquero por excelencia, este municipio de Bizcaya es otro de los que no te puedes perder si vas por la zona. Aparte del puerto viejo, donde además de comer opíparamente podrás ver la Torre Ercilla, construída en el s.XV, que actualmente es la casa del pescador, no dejes de visitar la Casa Kikumbera declarada minumento Histórico Artístico y  cuya forma recuerda la de un barco, ni el Casino donde además tienes restaurante, cafetería y un bar irlandés.

Otra de las cosas que no puedes dejar de hacer si visitas Bermeo es acercarte hasta San Juan de Gaztelugatxe, un espectacular islote unido a tierra mediante un puente en el que  se sitúa la ermita de San Juan  y que fue uno de los escenarios en los que se rodó "Juego de Tronos".

 

Plentzia

A tan solo 25 kilómetros de Bilbao y en la desembocadura de la ría que lleva su nombre nos encontramos con Plentzia uno de los municipios más solicitados por los veraneantes de Bizcaya por su inmensa playa protegida por un rompeolas sobre el que descansa una curiosa roca natural en forma de barco. Si visitas el lugar, date una vuelta por su casco antiguo, donde podrás ver antiguas casas de pescadores remodeladas con sus tradicionales balconadas de madera, tómate una buena hamburguesa en el Casino, junto a la plaza del Astillero, y no dejes de pasar por la zona del puerto donde encontrarás pintxos de todas clases y colores a muy buen precio. Uno de los clásicos de toda la vida es el bar Txurrúa con una tortilla espectacular y sus famosos caracolillos que podrás degustar con un buen vino. 

Aprovecha la excursión para visitar el castillo de Butrón que está a tan solo  9 km.  Los orígenes del edificio se remontan a la Edad Media, aunque su aspecto actual es producto de una remodelación que se hizo en el S XIX y que lo asemeja a un castillo de cuento de hadas.

 

Laguardia

A 64 kilómetros al sur de la capital, Vitoria, nos encontramos con este municipio de la provincia de Álava incluido en la asociación de Pueblos más bonitos de España.  Rodeado  por una muralla que mandó levantar el rey Sancho el Fuerte de Navarra, conserva cinco puertas de acceso a la ciudad cuyas calles siguen teniendo un característico sabor medieval.

Te aconsejamos visitar la iglesia de Santa María de los Reyes, con un espectacular pórtico del s XIV;  la Plaza Mayor: porticada,con el ayuntamiento antiguo y el nuevo que como curiosidad tiene un reloj carillón con unos autómatas que a las 12, 14, 17 y 20 horas danzan al ritmo de un pasacalles y la casa palacio del s. XVIII donde nació Félix María Samaniego, famoso por sus fábulas y que actualmente es la sede de la Diputación 

 

 
Comenta esta noticia