22 de marzo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Fondea, la inversión colaborativa llega a la automoción

La primera plataforma de inversión colectiva en vehículos de segunda mano de España permite acceder a una interesante rentabilidad del 8% con una inversión mínima de 500 euros.

En un escenario bancario donde los tipos de interés están por los suelos, cada vez surgen más alternativas de inversión en distintos campos. Estas propuestas sin embargo deberemos valorarlas con cautela para que se adapten correctamente a nuestro perfil inversor y aversión al riesgo concreta. Fondea, una fintech española, nos propone una novedosa fórmula, accesible a un amplio abanico de usuarios por su sencillez y por el rango de inversiones permitido.

Basándose en la financiación colectiva, o crowdfunding, cualquier persona puede acceder a un producto competitivo por la rentabilidad y, en teoría, bajo riesgo que ofrece, además disponible sin tener que realizar grandes desembolsos. Según el estudio realizado por Universo Crowdfunding, en colaboración con la Universidad Complutense de Madrid, esta fórmula de financiación colectiva recaudó en España 101.651.284 euros en 2017, un 35,33% más que en 2016.

En la plataforma de Fondea cada vehículo adquirido se financia de manera conjunta con otros inversores, participando así en inversiones colectivas en uno o en cuantos vehículos desee. Un aspecto diferencial frente a otros competidores es que permite a los inversores elegir en qué vehículo concreto quieren invertir, según sus gustos e intereses. El mercado de coches de segunda mano en España es un segmento que está en auge y que ha experimentado un crecimiento del 12,1% entre enero y octubre de 2018.

Sencillez y trasnparencia

El método de inversión parte de una web donde Fondea ha hecho una selección de vehículos de segunda mano a disposición de los inversores. Cada inversor puede participar con la cifra que desee, a partir de 500 euros, en la financiación para la adquisición de ese activo tangible. La empresa puede vender el vehículo en cualquier momento, independientemente del número de inversores que hayan participado y del importe recaudado. Una vez vendido el vehículo, la empresa reparte beneficios: un 8% de rentabilidad a cada inversor sobre el capital invertido.

Considerando un plazo medio de venta de 45 días, el plazo máximo en el que Fondea se compromete a vender el vehículo es de 6 meses y en caso de que el vehículo no se vendiera en ese tiempo, se garantiza la devolución del dinero invertido a cada inversor, la cual se realizará durante el mes siguiente a la finalización del plazo. Estos tiempos no son descabellados si tenemos en cuenta que  en lo que va de año se han comercializado un total de 1.880.040 unidades de V.O, con 1,7 ventas de un vehículo usado por cada vehículo nuevo vendido.

Más información en: https://fondea.es/

Comenta esta noticia
Update CMP