03 de diciembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Golpe bajo a la Guardia Civil: Trapero puede volver a ser jefe de los Mossos

Trapero, junto a Puigdemont, cuando era el jefe de los Mossos.

Trapero, junto a Puigdemont, cuando era el jefe de los Mossos.

El independentismo maniobra para tratar de vender su victoria sobre España. El consejero de Interior ya le ha ofrecido que regrese al puesto del que fue cesado con el 155.

La venganza del independentismo ya está en marcha. Con una humillación directa a la Policía y la Guardia Civil y un evidente desaire al ministro del Interior, Fernando Grande Marlaska. Después de dejarles vendidos el 1-O, José Luis Trapero puede volver a ser el Mayor de los Mossos.

El consejero de Interior de la Generalitat, Miquel Sàmper, tras la absolución del excomisario, ha asegurado este jueves que "él salió de aquí porque desde la Moncloa y desde el 155 lo echaron, y por tanto, el proceso lógico de restitución es evidente y eso es una cosa que ya está hablada".

En una entrevista en Catalunya Ràdio, Sàmper ha explicado que el pasado 5 de septiembre tuvo una reunión con Trapero, donde hablaron sobre las posibilidades de la resolución de la sentencia, y el mayor la única opción que veía en el momento era "recuperarse anímicamente y un tiempo, y eso es lo que estoy respetando y respetaré hasta que él considere que se tiene que hablar".

Sobre esta reunión, Sàmper ha afirmado: "El escenario no ha sido coherente ni democrático y entiendo que la figura del mayor, como la figura de todas aquellas personas que han sido de manera injusta sacados de su cargo, entiendo que se tendrían que restituir".

El pasado miércoles, tras salir de una intervención en el Parlament, Sàmper, en "un acto puramente humano", consideró que tenía la obligación moral y personal de hablar con el excomisario jefe y la intendenta Teresa Laplana, que estaban reunidos para celebrar el fallo de la sentencia.

El consejero ha explicado que no le preocupa que Fiscalía recurra la sentencia porque "los hechos probados son de una solidez y una excelencia increíble y lo tienen muy complicado pero si deciden hacerlo, seguirían generando un malestar con personas que merecen descansar después de tres años de sufrimiento".

Así que en las próximas semanas puede darse la insólita circunstancia de que Trapero vuelva a ser el interlocutor de los mandos de la Policía y la Guardia Civil.

Comenta esta noticia
Update CMP