02 de junio de 2020 | DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La cruda realidad con las drogas de la ganadora de GH anónimo sobrecoge a todos

Paula cuenta su experiencia con las drogas desde que era bien pequeña.

Paula cuenta su experiencia con las drogas desde que era bien pequeña.

Han pasado unos cuantos años desde que alcanzó la mayor gloria que se puede alcanzar en Telecinco y casi en toda la televisión patria y ahora ha vuelto a titulares por otros motivos.

Tiene acostumbrados a sus muchos fans y seguidores a su frescura, simpatía y naturalidad, pero ahora la que fuera ganadora de Gran Hermano 15 cuando la versión de concursantes anónimos era la más famosa de Telecinco (hace tiempo que la que funciona bien es la de VIPs) ha decidido sincerarse.

Y es que Paula González se ha puesto seria para hablar de un tema bastante delicado: su experiencia con las drogas y lo ha contado todo, desde su primer cigarro hasta el final de la relación con este tipo de sustancias.

La exgranhermana ha hablado como nunca antes lo había hecho de cómo afectaron las drogas en su vida, pues empezó a probar este tipo de hábitos a una edad muy temprana. "Mi primer cigarro lo fumé con nueve años. Se lo robé a mi madre y me lo llevé a la escuela (…) estuve una semana tosiendo", relató sin tapujos en su canal de mtmad.

"Yo siempre hice caso a mis estímulos, siempre yendo por delante de mis posibilidades y sintiéndome atraída por este tipo de tentaciones que no correspondían a mi edad: tabaco, marihuana, relaciones sexuales, piercings, tatuajes, etc", confiesa ante la cámara, al tiempo que lanza una serie de consejos para todos aquellos que estén pasando por lo mismo que ella experimentó.

De hecho, reconoce entre otras cosas que su consumo de drogas deterioró definitivamente la relación con su madre y fue el motivo por el que decidió marcharse a Hawai. 

Comenta esta noticia