Las naranjas valencianas que alimentaron a los nazis

Etiqueta de naranja valenciana

Etiqueta de naranja valenciana

Las fortunas generadas en torno a la exportación de cítricos a la Alemania Nazi consolidaron apellidos ligados al PP, como el ex-conseller Máximo Buch.

La exportación de naranjas con destino a la Alemania Nazi fue uno de los principales negocios de la colonia alemana en España y uno de los pilares de la dieta germana durante la II Guerra Mundial. Así se desprende de la última investigación realizada por el historiador Javier Más y publicada bajo el título “Nazis en España”.

En este trabajo se pone de manifiesto la importancia que tuvo para la colonia alemana en España la exportación de naranjas. Un negocio que se inició durante la II República y que se prolongó hasta 1944. El dinero obtenido por algunas familias de ascendencia alemana sirvió para consolidar no sólo apellidos ilustres de la sociedad valenciana, sino también para estructurar toda una red de apoyo al gobierno de Hitler desde 1933 a 1944. Durante esta década, en Valencia se desarrollo un trabajo de propaganda bien estructurado que tenía como base el Consulado alemán y el Colegio Alemán de la capital del Turia. El diplomático que estaba al frente de este servicio fue Máximo Buch, abuelo del exconseller de Economía con el Partido Popular.

La propaganda nazi en Valencia tenía como actividades principales la proyección de películas alemanas, el reparto de folletos de apoyo al Tercer Reich, la presencia cultural a través de libros y conferencias en torno al Colegio Alemán o la programación de actos sociales de diversa índole con las capas burguesas de la ciudad.

De la importancia de la red tejida por el consulado alemán da cuenta la apertura de un consulado menor en Castellón, al frente del cual se colocó José Peris, quien había sido alcalde de la ciudad. Éste, amigo íntimo de Buch, se puso a disposición del alemán para estructurar la red de apoyo en la región. Alicante, sin embargo, operó al margen de la familia Buch, al tener presencia directa de mandos nazis en algunas de sus poblaciones.

El libro del Doctor en Historia Contemporánea, Javier Más, será presentado este otoño en la ciudad de Valencia, después de que viese la luz en Madrid antes del verano. Además del entramado nazi estructurado por toda España, la investigación pone de manifiesto el enfrentamiento de la diplomacia alemana con Franco a partir de 1942, a quien consideró desde entonces un enemigo a batir.

Más asegura que “Valencia se convirtió en una región de gran importancia para consolidar un entramado de apoyo al nazismo. La naranja permitió crear algunas fortunas muy importantes que se prolongarían más allá de los años 60 y que financiaron la quinta columna de Hitler en la Comunidad Valenciana y en el resto de España. Pero también logró convertirse en una de las pocas fuentes de alimentos que sostuvo a los ciudadanos alemanes cuando los bombardeos aliados comenzaron a dejar desabastecidas las principales ciudades del Tercer Reich. Aunque el número de barcos con destino a Alemania descendió a partir de 1942, el tráfico fue lo suficientemente importante como para alimentar a una población con escasez de alimentos”.

El historiador matiza, no obstante, que “los años de mayor exportación citrícola y volumen de negocio, así como de expansión de la estructura de apoyo en España y Valencia a Hitler, se produjo con el gobierno de la República.” De hecho, el libro muestra una inédita etiqueta de naranja destinada a Alemania en la que se hermanan la bnadera republicana y la esvástica.

 

TÍTULO: Nazis en España

AUTOR: Javier Más

Editorial: Actas

Año: 2018

 

Comenta esta noticia
Update CMP