05 de agosto de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Montero presume de que "lo peor" ha pasado pero defiende el sablazo fiscal

María Jesús Montero, en La Sexta Noche

María Jesús Montero, en La Sexta Noche

La ministra de Hacienda está convencida de que, a partir de ahora, solo puede haber crecimiento aunque sigue contando con una subida de impuestos para los próximos meses.

Hemos tocado fondo y a partir de ahora solo queda crecer. Es el convencimiento de la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, que no descarta, eso sí, que los impuestos suban 'acompasando' a ese crecimiento. O lo que es lo mismo: hay sablazo fiscal en el horizonte.

Así lo aseguró la también portavoz del Gobierno en una entrevista en La Sexta Noche, persuadida de que ya ha pasado "lo peor" de la situación económica después de la pandemia del coronavirus y ha llamado a seguir trabajando para "recuperar" todos los sectores. Todo ello, no se olvide, después de que se diera a conocer el pasado viernes la caída histórica del PIB en España, que se desplomó un 18.5% el pasado trimestre.

La ministra, no obstante, considera que lo mayores rigores de la crisis económica se han dado en los meses de abril y mayo, que ya han vencido, e insistió en La Sexta en recuperar sectores clave como el turismo, siendo España una economía "muy dependiente del sector exterior".

 

En este sentido, y fiándolo a muy largo, espera que para finales del año 2021 se puedan volver a las "tasas de crecimiento que se situaban al principio de este año" y también ha apuntado a que se puedan hacer los cambios que necesita el modelo productivo del país.

Adaptar la "materia fiscal"

Iñaki López preguntó directamente a la ministra si van a subir los impuestos tras la pandemia del COVID-10. Y entre otros rodeos, Montero respondió que "hay que ser capaces de adaptar la materia fiscal al momento económico" y, en concreto, los impuestos "son instrumentos que deben estar acompasados con la situación económica".

"Adoptaremos medidas después de hablar con cada una de las fuerzas políticas", afirmó la portavoz, tratando de repartir las 'cargas' de una medida, sin duda, impopular, que justificó también en los beneficios que reportará.

"La parte fiscal va a permitir tener unos servicios públicos de calidad que sigan atendiendo a esta situación de pandemia y al inicio del curso escolar que preocupa también al conjunto de las administraciones públicas", defendió.

 

Comenta esta noticia