23 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La Policía Nacional tapa la boca a Rufián y detiene al agresor de los lazos

Cataluña está inundada de lazos como estos.

Cataluña está inundada de lazos como estos.

Se ha hecho el silencio entre la parroquia independentista después del arresto del hombre acusado de liarse a puñetazos contra Lidia. Horas después quedó en libertad con cargos.

La agresión a una mujer por quitar lazos amarillos que según Gabriel Rufián nunca existió -el diputado de ERC ha llegado a compararla con la leyenda de Ricky Martin, el perro y la mermelada- no podría ser más real. 

Tanto que este miércoles llevó a la detención del hombre que se lió a puñetazos con la víctima, Lidia, delante de su marido y de sus hijos en el parque de la Ciutadella de Barcelona. 

Horas más tarde fue puesto en libertad provisional con cargos y con una orden de alejamiento de 500 metros. El individuo se negó a declarar delante del juzgado de guardia. La investigación por al menos un delito de lesiones con el agravante de discriminación por motivos de origen irá a cargo del Juzgado de Instrucción número 7 

El arresto se produjo un día después de que la agredida presentara una denuncia en la Policía Nacional y no en los Mossos, acompañada de un parte de lesiones, ya que la mujer fue asistida por una ambulancia en el lugar de los hechos.

Después fue trasladada al Hospital del Mar, donde se le diagnosticó "desviación del tabique nasal, con dolor intenso a la palpación, presencia de contusión maxilar derecha con pequeñas erosiones ciliares izquierdas". 

La Policía ha comunicado la detención a través de Twitter, con un mensaje que ha sido ampliamente retuiteado y que ya lleva cientos de mensajes:  

Entre las reacciones destaca la de Albert Rivera, cuyo partido instó a la Fiscalía a actuar por un delito de odio:

Quienes no han dicho una palabra al respecto de momento son los principales líderes independentistas, que desde que ocurrieron los hechos se han dedicado a poner en tela de juicio la versión de Lidia y a restar importancia al incidente. 

Ni Quim Torra, ni Carles Puigdemont, ni Gabriel Rufián, ni Elsa Artadi se han pronunciado sobre la detención de un hombre cuya identidad de momento no ha trascendido. Cuando el agredido fue el fotógrafo independentista Jordi Borràs, los Mossos se dieron mucha prisa en filtrar el nombre del acusado. 

Hasta tal punto ha llegado el intento de blanqueamiento por parte de los medios independentistas que TV3 entrevistó al presunto agresor y no a la víctima para conocer su versión. 

En su denuncia, la agredida detalla que se encontraba junto a su marido y sus tres hijos menores de edad paseando por las inmediaciones del mencionado parque y retiraron algunos lazos amarillos de tela que estaban anudados en el vallado y un hombre que transitaba la misma acera empujando a una mujer en silla de ruedas les reprendió por hacerlo y dijo que llamaría a la Policía.

La mujer, de origen ruso, se dirigió a sus hijos en ese idioma para decirles que se iban todos a casa, ante lo que el hombre, siempre según la denuncia de esta mujer, se dirigió a ella al grito de "extranjera de mierda", "vete a tu país" y "no vengas a joder la marrana aquí".

 

Comenta esta noticia
Update CMP