20 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Ya está aquí la carrocería más atractiva del Kia Ceed

Es la variante Proceed, un compacto que mezcla las líneas familiares y coupé con un diseño espectacular. En breve se complementará con la versión Tourer, más familiar, y todavía habrá otra.

El nuevo Kia ProCeed se puede considerar la versión deportiva del familiar Ceed con carrocería de estilo coupé, un coche cuya fabricación empezó en noviembre y que ahora llega a los concesionarios con un precio de partida de 23.720 euros, unos 2.500 euros más caro que su hermano de carrocería 5 puertas, lo que supone una diferencia abultada pero que se compensa con más equipamiento y una capacidad de diferenciación enorme, ya que no tiene rival entre las marcas generalistas.

El ProCeed -cuyo nombre deriva del coupé de tres puertas ‘pro_cee’d’- está disponible en las versiones GT Line o en la variante de altas prestaciones GT, cuyo precio de partida es de 28.670 euros, también con descuentos incluidos que llegan a los 5.000 euros. El ProCeed es 4cm más bajo y largo que el Ceed de cinco puertas y que el familiar (Sportwagon) Tourer y se distingue de los modelos de este último segmento por su luneta trasera muy inclinada y un diseño específico del paragolpes delantero.

La versión GT Line se puede adquirir con los propulsores gasolina T-GDI de 1,0 litros de 120 CV (88 kW) y 172 Nm de par, y el nuevo “Kappa” T-GDI de 1.4 l con 140 CV (103 kW) y 242 Nm de par máximo. A estos se les suma, solo para la versión GT, el T-GDI de 1.6 l con 204 CV (150 kW) y 265 Nm. En diésel, la única opción es el propulsor “Smartstream” CRDi (inyección directa de conducto común) de 1.6 l de 136 CV (100 kW). Todos se pueden combinar con una transmisión manual de seis velocidades o con una de doble embrague y siete cambios, excepto el 1,0 T-GDI, que solo está disponible en manual.

En la versión GT del “shooting brake (familiar deportivo) y las GT Line con caja automática hay modos de conducción Normal y Sport, que permiten variar la dureza de la dirección y cambiar “sutilmente” el carácter del motor. La suspensión del ProCeed (en el GT y en el GT Line) es 10 mm más baja que en el Ceed y el Sportswagon, con un ajuste específico de los amortiguadores y parámetros de dirección.

En el centro del salpicadero del vehículo -orientado ligeramente hacia el conductor- se sitúa el sistema de infoentretenimiento con pantalla de 7 ó 8 pulgadas, esta última con sistema de navegación y servicios de conectividad mediante Apple CarPlay y Android Auto. De serie, cuenta con un volante en “D” y, en las versiones con el cambio de doble embrague, se pueden equipar nuevas levas en el volante. De serie salen de fábrica con sistema de iluminación automático de luces y acceso sin llave, mientras que en el apartado de opcionales se encuentra el cargador inalámbrico o los asientos delanteros y traseros calefactados.

En el ProCeed GT los asientos son deportivos y de cuero negro y ante, con costuras rojas y logo GT, y son de lo mejor que hemos probado últimamente por confort y sujeción. La capacidad del maletero es de 594 litros, un 50 % más que la del Ceed de cinco puertas, pero por debajo de la del futuro Ceed Sportswagon, que será récord del segemento con 625 litros. El respaldo trasero está dividido en proporciones 40:20:40 y es abatible con un toque de palanca (dentro del maletero) para obtener un suelo plano para la carga.

Respecto a las ayudas a la conducción, de serie el ProCeed incluye el control de la atención del conductor, la ayuda para el cambio de carril y el aviso de colisión frontal. También puede equipar asistencia para el mantenimiento del carril -que funciona entre los 0 y los 180 km/h-, el control de crucero inteligente, la alerta de vehículos en el ángulo muerto y de tráfico cruzado trasero, el asistente inteligente de aparcamiento y el reconocimiento de peatones en el sistema de aviso de colisiones.

Objetivos ambiciosos

La filial española de la automovilística surcoreana Kia prevé que la familia Ceed suponga este año el 31 % de sus ventas totales en el país, lo que significaría matricular cerca de 21.000 coches de todas sus versiones. Del la versión deportiva del familiar con carrocería coupé, el nuevo ProCeed, su director general, Eduardo Divar, ha estimado que se comercializarán unas 1.000 unidades este año.

Tras la comercialización de este modelo, Kia lanzará en marzo la versión familiar (sportwagon) Ceed Tourer (de la que prevé vender 5.000 unidades) y, en octubre, una carrocería más de la que no ha dado aún detalles y de la que pretende matricular otras 5.000. Del 5 puertas estima comercializar otros 10.000 (en 2018 este modelo representó el 16 % de sus ventas, con 9.000 matriculaciones). Así, la familia Ceed va a ser la que acumule más ventas en 2019 en España, seguida del Sportage (del que prevén entregar 15.000 unidades de enero a diciembre), el Stonic(unas 10.000) y el Niro (8.000). Su objetivo global es igualar las 63.500 unidades de 2018, ya que pasan de ser una marca de conquista a una de fidelización.

Comenta esta noticia
Update CMP