12 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Quim Torra desafía a Sánchez a imponer el 155 y anuncia que "no nos rendiremos"

El presidente de la Generalitat desprecia el supuesto "diálogo" anunciado por Sánchez y deja clara su postura: mantener el pulso e imponer la independencia de una forma u otra.

Quim Torra no retrocede y los cantos al diálogo de Pedro Sánchez se convierten en monólogos al chocar con la realidad del presidente catalán. Lejos de calmar las aguas, cada intervención suya es un alegato contra una "serenidad" que solo ve, por razones de interés obvias, el presidente del Gobierno, necesitado de que parezca que algo ha cambiado para bien con él en La Moncloa.

Pero no, y Torra no pasa la oportunidad de demostrarlo de una manera casi hiriente. La penúltima, anoche en la presentación de un libro en Tarragona, que aprovechó para elevar el desafío de la desobediencia, siquiera dialéctica, al grado máximo: "No depondrán a ningún Govern en Catalunya nunca jamás con un artículo 155 porque no nos rendiremos".

 

Y para que no hubiera dudas, remató la bravata invirtiendo los términos sobre la fidelidad de cada cual a los principios democráticos: "Lo que pretenden hacer (los defensores de una nueva intervención constitucional de la Generalitat) es un golpe de Estado". Unas palabras dirigidas a Pablo Casado o Albert Rivera, claros defensores de ese recurso.

Seguir en el 1-O

"No se lo podemos tolerar, ni más ataques a la democracia", ha asegurado Torra, que dijo tener confianza y esperanza en 2019 y reclamó ayuda para emular la fórmula del referéndum del 1 de octubre .

"La fórmula pasa siempre por el mandato democrático, por no rendirse y volver hasta conseguirlo", ha añadido el presidente catalán, que ha pedido luchar por los derechos civiles, sociales y políticos. Para Torra, el juicio al 1-O que se prevé para este 2019 será "un momento histórico de dignidad nacional".

Comenta esta noticia
Update CMP