Arrimadas acusa a Vox de ayudar a que Pedro Sánchez tenga "cara de felicidad"

Inés Arrimadas

Inés Arrimadas

La líder de Ciudadanos reitera que votará 'no' en la moción de censura, que solo sirve para que el Gobierno de PSOE y Unidas Podemos tengan con qué "justificar sus barbaridades".

La líder de Ciudadanos, Inés Arrimadas, insiste en que votará 'no' a la moción de censura de Vox. Tiene claro que este movimiento de los de Santiago Abascal no hace más que reforzar al Gobierno de Pedro Sánchez y Pablo Iglesias.

 

Enfrascada en devolver el partido a las posiciones centristas, que justifican sus acuerdos con socialistas y populares, Arrimadas confiesa en una entrevista en La Razón que sus decisiones implican riesgos en un estado de confrontación, pero asegura que no actúa en clave de cálculos electorales, sino por el "interés general".

De ahí que no solo no vea utilidad en la moción de censura presentada por Vox, sino que es una inyección de energía para Sánchez e Iglesias, "que necesitan polarizar España y tener un espantajo para justificar sus barbaridades".

"Mientras Vox esté fuerte, Sánchez seguirá adelante. El día que Vox anunció la moción de censura no había más que ver la cara de felicidad de Pedro Sánchez", asevera Arrimadas.

Del mismo modo, la jefa de filas de los naranjas no cree que, con su decision de rechazar la moción de censura, esté "legitimando" al presidente del Gobierno. "Nosotros votamos que “no” a la investidura de Sánchez, con Iglesias de vicepresidente, y votamos que “no” con las dos manos".

 

"Yo intenté que no se formara este Gobierno, que es malo para España, y por eso propuse la "Vía 221″, de suma PSOE, PP y Cs. Por el contrario, Vox y PP se quedaron mirando mientras se formaba este Gobierno, pensando que cuanto peor, mejor. Le aseguro que, si hubiera una mayoría alternativa, la habríamos usado", sentencia Arrimadas.

 

Comenta esta noticia