23 de noviembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Joao sigue feliz y lidera con goles la merecida victoria del Atleti en Pamplona

Los jugadores del Atlético, celebrando uno de los goles anotados en el Sadar.

Los jugadores del Atlético, celebrando uno de los goles anotados en el Sadar.

Después de una primera parte muy equilibrada que solo rompió un penalti a Vitolo en el 41, el Atleti completó una muy buena segunda parte en el Sadar para imponerse a Osasuna.

Este Atleti está en forma. El cuadro de Simeone se presentó en Pamplona, cuatro días después de sufrir para ganar al Salzburgo en la Champions, sin delantero centro, sin lateral izquierdo, con un lateral derecho que sigue siendo un coladero, y aún así se ha impuesto a Osasuna con meridiana claridad, 1-3, merced a una completísima segunda parte. 

Simeone dejó a Luis Suárez en Madrid y a Lodi en el banquillo. Joao Félix y Llorente, en la primera parte y Correa en la segunda, compusieron la delantero. Ya no es jugar con falso nueve, es jugar sin nueve. La primera parte fue rocosa, por no decir mala. Con muchísima intensidad y con Osasuna igualando fuerzas en el medio del campo con el Atleti. La oportunidad más clara de este primer periodo llegó en el minuto 2 con un cabezazo de Enric Gallego que se aprovechó del único despiste de la pareja de centrales del Atleti. Pero, afortunadamente para los rojiblancos, salió por encima del larguero de Oblak. 

Y, en cuanto a oportunidades, la primera parte casi concluyó ahí. Todo lo demás fueron choques, robos, cabezazos y mucha lucha en el medio del campo, pero muy poca presencia en las áreas. Hasta que en el minuto 41, un buen pase de Joao Félix dejó solo a Vitolo, que se introdujo en el área y, muy hábil, forzó el penalti de Roncaglia. El portugués ajustó lo imposible el disparo y el Atleti se fue por delante al vestuario cuando lo más justo habría sido el empate. 

El Atleti salió enchufadísimo tras el descanso. En el primer ataque atlético Oier tocó el balón dentro del área con el brazo demasiado extendido. Estrada no lo vio en primera instancia, pero sí al consultar con el VAR. Joao Félix volvió a lanzar en el penalti y lo hizo tentando a la suerte: lo ajustó tanto al palo que en él golpeó. El rechace no lo pudo llevar a gol Correa. 

Dos minutos después el propio delantero argentino, solo ante el portero osasunista, no acertó a batirle, aunque Correa estuvo espectacular en la siguiente jugada, cuando, tras una fantástica maniobra, dejó solo a Joao Félix, que transformó un nuevo doblete cuatro días después del primero.


Herrera y Koke, sensacionales 

Fueron los mejores 20 minutos del Atleti en la presente temporada, con un espléndido Herrera y un sensacional Koke, poniendo pases de gol con tremenda facilidad. También estuvieron bien tanto Llorente como Vitolo y Correa, con Joao Félix como la gran estrella.

Sin embargo, el Atleti no supo confirmar la victoria y tuvo que emplear los últimos minutos del partido en aguantar la victoria. El motivo fue que, en el minuto 79, Budimir, en su estreno con Osasuna, cabeceó a las mallas haciendo inútil la estirada de Oblak, que solo dos minutos antes había realizado un paradón a tremendo disparo de Roberto Torres. 

Con tantos centrocampistas como tenía el Atleti al final del partido, fue uno de ellos, el uruguayo Torreira el que en el minuto 89 certificó la victoria con un fantástico disparo tras gran control dentro del área. 

Con el fichaje prácticamente cerrado del valencianista Kondogbia, el Atlético de Madrid viajará a Moscú para jugar el martes en Champions ante el Lokomotiv, con una buenísima imagen en Liga, invicto y en la parte alta de la tabla con dos partidos menos disputados

Comenta esta noticia
Update CMP