Eduardo Zaplana recupera en La Fe el peso que perdía en la cárcel

Su situación sigue siendo grave: los médicos le han descubierto en el hospital desnutrición y descalcificación antes no diagnosticadas, y le pronostican neumonía si regresa a prisión.

Las conclusiones de los últimos informes médicos a las que ha tenido acceso la agencia Efe (especialmente biopsias) son rotundas: los 10 kilos de peso que Zaplana perdió desde su detención no fueron a consecuencia de la Enfermedad Injerto Contra Huésped (EICH), sino por desnutrición proteico-calórica “condicionada por el ingreso en prisión”. En las últimas semanas Zaplana ha recuperado 2,5 kilos con una dieta hipercalórica e hiperproteica.

Además, desde su ingreso en prisión padece especial riesgo de fractura ósea como consecuencia del déficit de vitamina D y de la pérdida de calcio propiciada por la ingesta de medicamentos contra la EICH, según fuentes de Hematología de La Fe consultadas por Efe. Esas mismas fuentes pronostican también una neumonía con “absoluta seguridad” si es devuelto a la cárcel dado el repunte de gripe y los antecedentes del paciente al respecto, tras el trasplante de médula al que fue sometido en 2015. Los médicos de La Fe calculan en cuatro horas las que pueden pasar desde que el paciente avisa al enfermero de la cárcel hasta que es trasladado al hospital. En el caso de trasplantados se parte de una tasa de mortalidad para infecciones respiratorias del 50% que se incrementa en un 10% cada hora que se tarda en atenderle.

Todos estos datos están incluidos en varias cajas de documentación con la historia médica completa de Zaplana que el servicio de documentación de La Fe está preparando para remitir al Instituto de Medicina Legal de Valencia, a fin de que éste emita un nuevo informe a instancias del Juzgado de Instrucción número 8, que es el que lleva el caso Erial por cohecho, blanqueo de capitales, malversación y prevaricación.

PS: Comunicado de los jueces de instrucción de Valencia

Los titulares de los juzgados de instrucción de Valencia han emitido este viernes un comunicado conjunto en el que expresan su "profunda preocupación" por el "inadmisible acoso al que está siendo sometida" la juez que instruye el caso Erial, y lamentan que "dicho acoso sin precedentes ha conllevado, además de la publicación de aspectos de la vida privada de la magistrada que pertenecen a su más estricta intimidad, amenazas más o menos veladas, descalificaciones e insultos de todo tipo".

Comenta esta noticia
Update CMP