20 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Girauta enseña una foto que deja tocados y hundidos a Rufián y Anna Gabriel

Rufián, en una concentración independentista mirando un móvil.

Rufián, en una concentración independentista mirando un móvil.

El independentismo está cada vez más débil. Este jueves intentaba una demostración de fuerza pero una reveladora instantánea le deja con la cara roja.

Tanto en la tribuna del Congreso, como en el banquillo del juicio al procés en el Tribunal Supremo como en el casoplón-escondite de Waterloo, a los Rufián, Junqueras y Puigdemont se les llena la boca al hablar del "pueblo" catalán.

Este jueves, un sindicato minoritario ligado a la CUP -de la también huida Anna Gabriel- y subvencionado por la Generalitat, pretendía paralizar Cataluña coincidiendo con la declaración en el Supremo de los Jordis, los responsables de la ANC y Óminum que lideraron las algaradas en las calles en los día previos al 1-O.

Pero a la vista de la fotografía que ha difundido el portavoz de Ciudadanos, Juan Carlos Girauta, el objetivo del PDeCAT, ERC y la CUP ha naufragado. Y una imagen vale más que mil palabras...

 

Comenta esta noticia
Update CMP