12 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Sánchez posa con el político que llamó "mujer estúpida" a una primera ministra

Sánchez y Corbyn, este sábado en Madrid

Sánchez y Corbyn, este sábado en Madrid

El líder del PSOE lanza su enésimo alegato feminista contra "las tres derechas" sin poner pegar a reunirse antes con Corbyn, autor del más feroz insulto sexista contra Theresa May.

"Mujer estúpida". Con ese insulto sexista se refirió el líder laborista Jeremy Corbyn hacen meses a la primera ministra británica, Theresa May. Pero no ha sido óbice para que Pedro Sánchez posara con él este sábado y lanzara un alegato "feminista" y contras las ya manidas "tres derechas" por querer, a su juicio, infravalorar a las mujeres.

La frase de Corbyn a finales del pasado diciembre se produjo además en la Cámara británica, un lugar solemne e institucional, y dio la vuelta al mundo por la ausencia de precedentes: nunca nadie se había dirigido en esos términos a la primera autoridad política de un país, y menos de la solera democrática del Reino Unido.

Pero el dirigente laborista, muy alejado de la izquierda moderada de Tony Blair o Gordon Brown, la pronunció con los focos apuntándole, aunque luego dijo que no masculló un "stupid woman" si no un "stupid people".

 

 

Con esos mimbres se reunieron en Madrid Corbyn y Sánchez antes de que el candidato socialista insistiera en uno de sus mantras, consciente de que el voto femenino va a ser más decisivo tal vez que nunca. Y es que el PSOE ya calienta motores para las movilizaciones feministas del próximo 8 de marzo y este sábado ha acusado a las tres formaciones de derecha que representan PP, Ciudadanos y Vox de pretender hacer de las mujeres "ciudadanas de tercera".

Convención clausurada

En la clausura de la convención que el Partido Socialista Europeo (PES) celebra desde el viernes en Madrid, Sánchez ha dirigido sus dardos especialmente contra Ciudadanos, un partido que, en su opinión, ya no es ni siquiera liberal y a quienes ve "vacíos de principios y llenos de oportunismo".

Ante la amenaza de que las "tres derechas" gobiernen y hagan retroceder a España y los derechos de las mujeres, Sánchez ha subrayado la necesidad de que, en las próximas elecciones generales del 28 de abril, no sólo se movilicen los ciudadanos de izquierda, sino la España "cabal y moderada que quiere un país que conquiste su futuro".

Comenta esta noticia
Update CMP