17 de febrero de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Las "contradicciones" en la sentencia retrasan el veredicto contra 'El Chicle'

El juez del Tribunal Superior de Justicia de Galicia ha decidido devolver el escrito al jurado para que lo redacte de nuevo y poder proceder a la lectura del mismo cuanto antes.

Los padres de Diana Quer aún tendrán que esperar para que se haga Justicia por la muerte de su hija a manos de José Enrique Abuín, El Chicle,  después de que, tras una vista previa a puerta cerrada, se considerase que había que devolver "el veredicto al jurado al entender que existen errores formales, ser necesaria mayor fundamentación y la existencia de posibles contradicciones".

Estaba previsto que tras tres días de deliberaciones, que comenzaron el pasado martes, se leyera la sentencia del caso, aunque finalmente no ha sido así puesto que el juez ha considerado que el jurado deberá volver a fundamentar sus respuestas, algo en lo que han mostrado su acuerdo tanto la Fiscalía, como la acusación y la defensa.

De esta manera, el proceso volverá a comenzar y el jurado deberá redactar un nuevo veredicto, en el que se tenga encuenta los aspectos que necesitan concrección y que ya ha señalado el magistrado, y aunque el Tribunal no descarta que la sentencia pueda leerse hoy mismo, ha recordado que "el jurado no descansa durante el fin de semana".

 Todo ello, llega después de un juicio que se ha prolongado durante once sesiones, muchas cargadas de tensión por lo sensible de los testimonios e imágenes mostradas. De hecho, en una de ellas, el padre de Diana, Juan Carlos Quer tuvo que abandonar la sala a petición del juez después de recriminarle a Abuín que "podía haber sido tu hija".

La acusación particular y la fiscalía piden que se condene a Abuín por tres presuntos delitos de detención ilegal, agresión sexual y asesinato, por lo que solicitan la pena de prisión permanente revisable. Por el contrario, la defensa considera que sólo debe condenarse al Chicle por homicidio imprudente o, en su defecto, homicidio con dolo eventual, lo que conllevaría una pena máxima de siete años de prisión.

Diana Quer desapareció en agosto de 2016 durante las fiestas de A Pobra (La Coruña) y su cadáver fue localizado casi 500 días después en un pozo situado en una nave abandonada de Rianxo, después de haber sido presuntamente secuestrada y asesinada por Abuín.

Comenta esta noticia
Update CMP