15 de septiembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

Josu Ternera queda en libertad en el aniversario de la matanza de Hipercor

Josu Ternera, poco antes de ser detenido en un pueblo de Los Alpes

Josu Ternera, poco antes de ser detenido en un pueblo de Los Alpes

La macabra coincidencia se ha producido cuando el exjefe de ETA, que se ha declarado "forzosamente español", ha comparecido ante el tribunal y ha quedado en libertad bajo control judicial.

En una fecha tan terriblemente señalada como el aniversario de la masacre de Hipercor perpetrada por ETA, el que era su jefe máximo por aquel entonces, José Antonio Urrutikoetxea, 'Josu Ternera', ha quedado en libertad. Una mala noticia que sumar, por tanto, a una negra fecha.

 

El Tribunal de Apelación de París ha ordenado este miércoles la puesta en libertad inmediata del histórico etarra bajo control judicial y la obligación de presentarse en la comisaría del distrito número 3 de París una vez por semana. El exdirigente de ETA ha prestado declaración por la condena por rebeldía a siete años de prisión por pertenencia a organización terrorista y que recurrió una vez arrestado el pasado mes de mayo. Sus abogados han hecho valer sus problemas de salud (debe ser operado de la próstata) para exigir su libertad.

El etarra, de 68 años, ha llegado a la audiencia vestido con vaqueros, camisa blanca y una cazadora negra y aspecto demacrado. Al parecer, cuando la presidenta le ha interrogado, ha dado sus nombres y apellidos, su lugar de nacimiento y, a la pregunta sobre su nacionalidad, ha respondido "forzosamente español".

El de este miércoles es el proceso por el sumario que el 1 de diciembre del 2010 condujo a su condena en ausencia a siete años de cárcel por pertenencia a ETA, y en concreto por su papel como dirigente de la organización terrorista. Fue sentenciado entonces junto a su hijo Egoitz, al que el Tribunal de Apelación de París -la Fiscalía había recurrido la decisión en primer instancia- impuso cuatro años de cárcel, una pena anulada más tarde. Egoitz, presente en el tribunal al igual que su hermana Irati, tiene pendiente tres sumarios por su pertenencia a ETA.

 

El de este miércoles es el primero de los dos juicios previstos contra Urrutikoetxea padre en París este mes de junio, ya que el día 28 se sentará de nuevo en el banquillo del Tribunal Correccional porque también ha recurrido una segunda condena que la justicia francesa había dictado contra él por rebeldía, cuando estaba en la clandestinidad.

Detenido en mayo tras 17 años en fuga

Josu Ternera fue detenido el pasado 16 de mayo en la localidad de Sallanches, en los Alpes franceses, e ingresó en la cárcel al día siguiente en París, lo que puso fin a un largo periodo en la clandestinidad que había comenzado 17 años antes.

Además de los procedimientos en Francia, la Audiencia Nacional de Madrid ha solicitado a Francia su entrega para ser enjuiciado por el atentado del 1987 contra la casa cuartel de Zaragoza en el que murieron 11 personas, entre ellas seis menores. Bajo su mando, también se cometió el citado atentado en Hipercor, en el que perdieron la vida 21 personas y resultaron heridas más de 40.

 

Esa demanda será abordada por la sala de instrucción del Tribunal de Apelación de París, aunque todavía no se conoce en qué fecha. Sus abogados aún no han recibido ninguna notificación.

Urrutikoetxea Bengoechea fue sentenciado una primera vez en Francia a diez años de cárcel tras su arresto en Bayona en enero del 1989. Cuando cumplió esa pena, fue entregado en el 1996 a España, donde fue elegido parlamentario vasco en el 1998 en las listas de Euskal Herritarrok, quedó en libertad en el 2000 y dos años más tarde pasó a la clandestinidad, hasta el 16 de mayo pasado.

 

Comenta esta noticia
Update CMP