18 de noviembre de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

La infanta Cristina, hundida mientras Urdangarín sigue consumiéndose en prisión

La última visita que la hermana del Rey ha hecho a su marido en la cárcel de Brieva se ha saldado con noticias muy preocupantes para sus seres más queridos.

Malos tiempos para la pareja de proscritos en la Casa Real. El pasado 18 de junio, Iñaki Urdangarin cumplió su primer año de prisión en la cárcel de Brieva, la quinta parte de la condena que le impuso el Tribunal Supremo por el caso Nóos. Dos días antes del infeliz aniversario, su esposa, la infanta Cristina le realizó una visita en el centro penitenciario. Y lo que aconteció después es muy preocupante.

Según informa El Español, en el viaje de vuelta a Madrid la hermana del Rey sufrió un ataque de ansiedad. La infanta Cristina se sintió tan mal que incluso tuvo miedo de que se tratase de un infarto.

 

Al parecer, la causa de este episodio fue el lamentable estado en el que Cristina de Borbón encontró a su marido, al que este primer año entre rejas ha sentado realmente mal, con un evidente deterioro físico -ha perdido peso, entre otras cosas- y psíquico.

En depresión

Este ataque de ansiedad parece formar parte del estado general de depresión en el que se encuentra la infanta, que en su refugio suizo recibe asistencia periódica por parte de un psicólogo.

La salud anímica preocupa sobremanera a los seres más queridos de la hermana del Rey, especialmente a la reina Sofía, que no ha conseguido convencerla de que se quede en Madrid con ella para acompañarla en tan difíciles momentos.

 

Comenta esta noticia
Update CMP