21 de septiembre de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

7 pueblos preciosos de Segovia

Segovia es uno de los destinos más solicitados este mes de septiembre porque tiene mucho que ofrecer

Si estás pensando en visitar Segovia no te quedes solo con el acueducto o el cochinillo de Cándido. A lo largo y ancho de esta provincia puedes encontrar auténticas joyas medievales escondidas en sus pueblos que conservan nuestra historia en sus calles y edificios. Podríamos afirmar sin miedo a equivocarnos que todos los pueblos segivianos tienen su encanto y se merecen una visita, pero nosotros hemos elegido siete que destacan por su belleza, paisaje y legado cultural

 

Pedraza

41 km de distancia de la ciudad de  Segovia por la N-110

Es sin duda uno de los pueblos mejor conservados de todo el país. Recorrer sus calles empedradas  ( ¡y sin coches!) es volver atrás en el tiempo. Situada en lo alto de una colina, lo primero que veremos es su muralla del siglo XV y la puerta de entrada. Justo a mano izquierda nos vamos a encontrar su antigua cárcel que merece la pena visitar. Su plaza porticada, escenario de multitud de películas y anuncios, es una auténtica delicia en la que encontrarás varios restaurantes en los que degustar el mejor cordero que hayas probado nunca. Otra visita imprescindible es la del castillo de Zuloaga, muy cerca del parking donde es obligatorio dejar el coche. 

 

Madriguera

90 Km de distancia de la ciudad de Segovia  por la N-110

Es el más representativo de los llamados pueblos rojos debido a la arcilla y a las piedras ferruginosas de ese color con las que están construidas sus casas. Además de tomarte tu tiempo para recorrer sus calles disfrutando de su tranquilidad y su estética, no puedes perderte una visita a su iglesia con su altar mayor barroco y la capilla de la Virgen de la Soledad con imagen del 1812 y la pila bautismal renacentista que fue una de las protagonistas de la exposición  las Edades del Hombre del año 2003.

Al ser un pueblo pequeñito, puedes aprovechar para hacer alguna excursión por los alrededores hasta el río de la Hoz o acercarte hasta el camino de Estebanvela para visitar "La Encinota", una encina de gran porte, considerada árbol singular. 

 

Sotosalvos

20 km de distancia de la ciudad de Segovia por la N-110

Situada a los pies de la sierra de Guadarrama, esta localidad de la que no se puede negar su origen medieval ( siglo XII), cuenta con una de las joyas del románico español: La iglesia de San Miguel con su galería porticada y donde cada 29 de septiembre se celebra una vistosa romería en honor al santo. Si pasas por aquí, no te pierdas tampoco el Potro de Herrar y su puente Contadero de Ganado.

 

Cuellar

62 km de distancia de la ciudad de Segovia  por la N-601

Hablamos de una villa medieval declarada Conjunto Histórico en  en la que destaca  el Castillo de los Duques de Alburquerque del siglo XI, que se encuentra en la parte alta y que forma parte de los Monumentos Nacionales desde los años 30. En su interior se suelen hacer representaciones teatralizadas que nos ayudan a conocer sus orígenes y usos a lo largo de la historia. 

En el recorrido por esta localidad nos encontraremos también con distintas edificaciones que datan de los siglos XI y XII cuya construcción se debe a los ricos musulmanes que permanecieron en la zona tras la Reconquista y que le han dado a Cuellar el sobrenombre de "isla mudéjar".

 

Ayllón

97 Km de la ciudad de Segovia por la N-110

Situado en las inmediaciones de la sierra del mismo nombre, Ayllón es otra de las joyas medievales que podemos encontrar en la provincia segoviana. De entrada, para acceder a esta villa, tendremos que atravesar el puente romano y la puerta medieval que da acceso al casco urbano. Una vez en el interior sus edificios señoriales y con una arquitectura típica de la zona nos explicarán el por qué de que Ayllón esté declarada Conjunto Histórico-Artístico. 

 

El Muyo

93 km de la ciudad de Segovia por la N-110

Si Madriguera es el más representativo de los llamados pueblos rojos, El Muyo lo es de los pueblos negros, denominados así por el uso de la pizarra en sus construcciones. Si lo que buscas es tranquilidad este es tu sitio porque la vas a encontrar a raudales paseando por sus calles. Es un pueblo pequeño que empieza a resurgir gracias a la restauración que están haciendo de sus casas quienes buscan un reducto de paz. Si visitas este lugar no debes dejar de darte una vuelta por su iglesia, hacer senderismo y aprovechar para ver el resto de pueblos en los que predomina esta arquitectura como  Serracín,  El Negredo, y Becerril, todos pertenecientes al entorno de Riaza

 

Coca

54 km de la ciudad de Segovia por la CL- 604

Declarada Conjunto Histórico y Bien de Interés Cultural, lo que más sorprende de esta localidad es su castillo de la familia Fonseca del siglo XV en el que se mezclan los estilos gótico y mudéjar y que en la década de los 20 del siglo pasado fue declarado Monumento Histórico Nacional. Parte del castillo se apoya en la muralla defensiva de la que todavía se pueden ver un par de decenas de metros y en la que se conserva  la Puerta de la Villa , uno de los accesos con los que  contó Coca. 

Tampoco te pierdas la Domus-Romana ubicada al lado del edificio de Los Cinco Caños, y en la que se conservan los restos de un edificio de la antigua Ciudad romana.

Comenta esta noticia