27 de mayo de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El famoso marqués que acabó en comisaría por una "pelea" con su joven mujer

Carlos Falcó y su esposa, Esther Doña

Carlos Falcó y su esposa, Esther Doña

Carlos Falcó fue trasladado a dependencias policiales y se le activó el protocolo de violencia de género, pero él protesta tras salir sin cargos ni denuncias.

El marqués de Griñón pasó una noche en Comisaría, y no precisamente para poner una denuncia por algo que le ocurriera. No, al menos según la versión que cuenta El Mundo con todo lujo de detalles, Carlos Falcó sometido al protocolo habitual por violencia de género, tras una discusión casi con rango de pelea con su joven mujer, Esther Doña, en la habitación que ambos ocupaban en un exclusivo hotel de Madrid el pasado 24 de febrero.

Según el rotativo, que reproduce una conversación telefónica con el afectado, "por parte de Esther en ese momento había una situación de ansiedad y dolor y la discusión empezó durante la cena", confiesa. La pelea fue a más y decidieron regresar a la habitación para no continuar con la disputa en público. Fue entonces cuando se molestaron otros huéspedes y se personaron los agentes.

 

Y sigue dando detalles la información firmada por Maria Pina y Luis Fernando Durán:  Aunque Esther Doña no presentó ninguna demanda, los profesionales decidieron actuar de oficio. Interpusieron una denuncia por presunto delito de violencia de género. "Por la mañana me trasladaron a otra dependencia distinta en coche", continúa Carlos. Esperó a que le tocara el turno con la jueza de fin de semana. "Tras escuchar el testimonio, me dejó libre y sin cargos", asegura.

"Se trata de una historia desmesurada. No me parece bien que la presunción de inocencia no pueda aplicarse igual siendo hombre o mujer", opina. Sin embargo, su testimonio concuerda con el atestado policial al que ha accedido LOC. Además, Falcó reconoce: "Es la única vez que hemos tenido una discusión tan fuerte".

Comenta esta noticia
Update CMP