19 de abril de 2019
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El renting matricula los coches más limpios

El consumo medio de los vehículos matriculados por el renting es de 4,61 litros/100 km, mientras el del resto del mercado es de 4,94 litros/100 km. Las emisiones medias se sitúan en 117,36 g

Estas son las cifras más destacadas que ha dado a conocer la Asociación Española de Renting de Vehículos sobre consumos y emisiones de los vehículos matriculados por el renting durante 2018. Un informe que se publica desde finales de 2011, resultado del acuerdo entre el Instituto para la Diversificación y Ahorro de Energía (IDAE) y la Asociación Española de Renting de Vehículos para la medición del consumo y las emisiones medias de los vehículos registrados por el renting.

El problema es que tanto consumos como emisiones están subiendo respecto a ejercicios anteriores, dado que el incremento de los vehículos eléctricos e híbridos aún no compensa la reducción de vehículos diésel. Y eso que desde 2012, los consumos se han reducido un 9,61%, y las emisiones, un 12,38%.

Según estos datos de matriculaciones, los vehículos nuevos en renting, matriculados durante 2018 (turismos, todoterrenos, derivados furgonetas y pick up y comerciales ligeros) tienen un consumo medio de 4,61 litros/100 km y unas emisiones medias de 117,36 g CO2/km. Tanto estas emisiones medias como el consumo de los vehículos matriculados en renting son menores que las del total del mercado, excluido renting. Así, el consumo medio de los vehículos del resto de mercado, se sitúa en 4,94 litros/100 km; mientras que las emisiones se elevan a 122,25 g CO2/km.

Estas cifras suponen que los consumos medios en renting se han reducido un 9,61% con respecto a los de 2012, año en el que comenzaron a medirse las emisiones de los vehículos matriculados en renting, en virtud del citado acuerdo con el IDAE. De su lado, las emisiones se han reducido un 12,38%, desde entonces.

Para el director General del IDAE, Joan Herrera: «La existencia de prescriptores, como son las empresas de renting, que puedan asesorar a los clientes hacia aquellos modelos que según las pautas de uso sean los más adecuados, es de gran relevancia. Tenemos que seguir trabajando, no obstante, pues las tendencias en la compra de los dos últimos años, hacia vehículos de gasolina y SUV, requieren de una penetración más ambiciosa de la electrificación para volver a la senda de reducción anual de los valores medios de consumos».

Para Agustín García, presidente de la AER, «En los últimos informes estamos detectando un incremento, tanto de las emisiones como de los consumos, ocasionado porque el peso que los vehículos eléctricos e híbridos tienen en las matriculaciones aún no compensan la caída de los vehículos diésel, a pesar de que los eléctricos crecieron en renting un 82,43% sobre los matriculados en 2017 y pasaron a representar un 1,70% sobre el total de sus matriculaciones, cuando en 2017 este porcentaje se elevaba al 1,00%; de su lado, los híbridos no enchufables aumentaron un 152,27% y elevaron su representación al 4,74%, desde el 2,02% en 2017. Sin embargo, los vehículos que matricula el renting mantienen unas cifras inferiores a las del resto del mercado, tanto en consumos como en emisiones».

Agustín García, también comenta que , «el menor consumo del renting en relación al resto del mercado se amplía cada vez más, al igual que sucede con las emisiones. Así, en 2012, la diferencia del consumo medio de los vehículos de renting matriculados ese año, en comparación con las matriculaciones del resto del mercado, era de 0,22 l/100km, lo que suponía una mejora para el renting del 4,14%, y, a partir de 2016, se ha acentuado esta diferencia, hasta los 0,33 l/100km; es decir es un 6,68% mejor en el caso del renting. En cuanto a las emisiones, en 2012, la diferencia a favor del renting era de 2,14 g/CO2/km, un 1,57% mejor y, en 2018, esta diferencia es de 4,89 g/CO2/km, con un 4% de mejora para el renting».

El presidente de la AER, resalta que la aportación del renting al medio ambiente no termina con la medición de las emisiones y consumos, sino que va mucho más allá: «Es un servicio que fomenta el rejuvenecimiento del parque, dado que los vehículos se renuevan, de media, cada cuatro años. Así, un cliente de renting estrena tres coches cada 12 años, mientras que la media de los usuarios de automóviles en España adquieren y estrenan solo uno. Esto también contribuye al desarrollo de la economía circular, pues de este modo, se ponen en el mercado vehículos usados jóvenes, que desplazan a los vehículos más antiguos», declara.

Comenta esta noticia
Update CMP