19 de febrero de 2020
DIRECTOR ANTONIO MARTÍN BEAUMONT

El plantón de PP, Cs y Vox fue casi total a los Premios Goya más sanchistas

Los Goya tuvieron más presencia política que nunca en la historia. Pero también ausencias muy llamativas. Éstos fueron los grandes nombres que dieron plantón.

No todo el mundo fue a los Goya, con la mayor presencia política que se recuerda desde hace lustros, tal vez por la evidencia de que, en este mundillo del cine, son contados los que no cabalgan a los mismos lomos ideológicos que gobiernan en España.

Quizá por eso la ausencia de los primeros espadas del centroderecha fue casi absoluta: ni Pablo Casado del PP ni Santiago Abascal de VOX ni Inés Arrimadas de Ciudadanos se dejaron ver por Málaga; donde sí estuvo presente Pedro Sánchez.

Tras coquetear con su inasistencia casi hasta el último momento, el presidente se personó al final y pudo ver en directo la complicidad del mundo del cine, bien secundado por su ministro de Cultura y, especialmente, por el malacitano Alberto Garzón, enviado especial de Pablo Iglesias.

 

De los populares sí acudió, en calidad de anfitrión, el presidente de la Junta de Andalucia, Juanma Moreno, secundado por el naranja Juan Marín, vicepresidente de su Gobierno. Y muy poco más. Todas las ausencias fueron explicadas con eufemismos como el de Arrimadas, que se limitó a declinar arguyendo que le era "imposible". O sin argumento alguno.

Fuentes populares confirman a ESdiario que el presidente estuvo totalmente ocupado en la recepeción en Madrid a Juan Guaidó, tratado a cuerpo de Rey en el Ayuntamiento y en la Comunidad. Y desde VOX explican que se rechazó la invitación recordando el desprecio que sufrieron el año pasado, cuando les expulsaron directamente de la gala.

No todo el cine español

Pero hubo más bajas, ya del gremio, aunque ninguna tan sonada como la de Pepa Flores, la inolvidable Marisol cuyo mejor papel siempre fue el de ser la musa infantil del franquismo que disfrazaba a una comunista confesa, ejerciente y apartada del mundanal ruido: ni el PSOE ni Podemos la sacaron de su retiro voluntario para recoger un Goya honorífico que, eso sí, le llevaron a casa sus hijas. 

La lista tiene un primer nombre muy llamativo. El de Javier Bardem, que no ha acudió a la gala donde su mujer, la actriz Penélope Cruz, optaba a la estatuilla como Mejor Actriz Protagonista por su papel en Dolor y Gloria.

Otros ausentes

También de las que más se ha echado en falta ha sido Paula Echevarría. La actriz se ha ausentado, un año más, en esta gala de los Goya, que nunca parece ir con ella.  Blanca Suárez ha faltado en este 2020. Una ausencia que se suma a la de Javier Rey, su actual pareja. 

Y si hablamos de Blanca no podemos olvidarnos de Mario Casas. El actor no ha acudido a la ceremonia, a pesar de haber tenido varias películas en cartelera este año. Tirando más del hilo llegamos a Miguel Ángel Silvestre que no ha estado presente en estos Goya. Una gran ausencia pues el intérprete siempre es uno de los más elegantes de la alfombra roja.

Dani Rovira tampoco ha acudido esta noche a una ceremonia celebraba en su Málaga natal, pese a que el contexto político y geográfico parecía venirle como anillo al dedo, tras varios años oficiando él de maestro de ceremonias. El intérprete no se ha reencontrado con su ex, la actriz Clara Lago, quien ha sido la encargada de entregar uno de los Goya.

Comenta esta noticia
Update CMP